abc Radio


Hospital de Expansión del IMSS en el Autódromo Hermanos Rodríguez cumple un año al servicio de México

El Hospital de Expansión del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en el Autódromo Hermanos Rodríguez cumple un año al servicio de las y los mexicanos, periodo en el que ha atendido a casi siete mil personas con COVID-19, destacó el doctor Javier Michael García Acosta.

El director de la unidad dijo que este proyecto surgió como una iniciativa de la Dirección General a fin de aumentar el número de camas disponibles para el Valle de México; en un inicio se había proyectado para tres meses y con atención exclusiva de pacientes convalecientes referidos por hospitales del Instituto.

Resaltó que a 24 horas de su apertura, población en general acudió al Triage respiratorio ante el aumento en la tasa de contagios y la saturación que presentaban algunas unidades y servicios de urgencias, por lo cual se tomó la decisión de habilitar más pabellones e instalar terapia intensiva.

Recordó que el 13 de mayo de 2020, 539 trabajadores comenzaron la atención en el Hospital de Expansión y un año después son más de mil 300; de las 218 camas iniciales -192 de hospitalización y 26 de terapia intermedia- se creció a 400 camas, 12 ellas de urgencias para estabilizar a pacientes graves y que requerían ser intubados.

García Acosta afirmó que el punto más crítico fue la segunda ola de contagios en diciembre y enero, y por ello se instalaron carpas para aumentar 60 camas con todos los insumos necesarios como aire acondicionado, monitores de signos vitales, ventiladores y Rayos X para brindar atención de calidad.

“Había que cambiar ese diseño original pues era un acto de humanidad, lograr esa reconversión nos costó, fue una curva de aprendizaje bárbara, el personal que llegó tenía las capacidades para un hospital de convalecencia; a través de la enseñanza, capacitación y formación, ginecólogos, otorrinos y traumatólogos aprendieron cuestiones que no eran propias de su especialidad”, resaltó.

Hizo un reconocimiento a todo el personal operativo que durante varias semanas laboró intensas jornadas de casi 24 horas, así como al Cuerpo de Gobierno que, como él, atendieron a pacientes en hospitalización, urgencias e intubaron cuando fue necesario.

“Es un gran éxito que se sumaran tantos médicos, enfermeras, trabajadores sociales, asistentes médicas, TAOD, personal administrativo, de abasto, camilleros e higiene y limpieza, todas las categorías colaborando como ese engranaje perfecto que hace una maquinaria, casi como un Fórmula 1, mexicanos que unen voluntades para que surjan cosas buenas”, resaltó.

El director del Hospital de Expansión del IMSS afirmó que desde el día de su apertura se dio acceso a población general “y por esa política de cero rechazos es que tuvimos que seguir creciendo hasta llegar a estas 400 camas para poder atender con calidad y con calidez a toda la población que así requería atención médica”.

Javier Michael García Acosta señaló que en el personal que labora en el Autódromo destaca un lema: “decimos haz el bien y no mires a quién, eso es lo que mis compañeros han hecho, ayudar a que más de tres mil 600 vidas regresaran a casa, a sus actividades cotidianas, a fundirse en un abrazo con sus familiares queridos y eso no se paga con nada”.

Tras la segunda ola y sortear el momento más difícil, donde la ocupación del Hospital Temporal fue del 100 por ciento de la capacidad instalada, actualmente brinda atención a 66 pacientes hospitalizados en pabellones y diez en terapia intensiva.

“Es un orgullo porque representamos a un Instituto que tenemos tatuado en el corazón, sabemos que ya somos historia y sentamos las bases por si se presenta otro evento de esta magnitud. Este episodio lo tenemos escrito en nuestra historia y en las páginas de oro del Instituto”, enfatizó