abc Radio


Cierran Polyforum para iniciar su proceso de renovación

  • Martes 17 de octubre de 2017
  • en CDMX

Obra de un artista pleno y absolutamente maduro, el Polyforum Cultural Siqueiros no solo es resultado del genio del muralista, sino también del impulso de un mecenas extraordinario (Manuel Suárez). La creación tendrá viabilidad para 100 años más.

Con una solución definitiva en sus manos, el doctor Alfredo Suárez, hijo de Manuel y quien se autodenomina “guardián de la octava maravilla del siglo XX”, se dice aliviado por haber encontrado la forma de financiar sustentablemente no sólo la restauración, sino el futuro mantenimiento.

En el interior de salón principal del Polyforum, con el mural La marcha de la humanidad como fondo, el heredero de este magnífico recinto explica que gracias al fideicomiso de 30 millones de pesos recién creado se podrá restaurar en su totalidad la obra de ocho mil metros cuadrados.

El arquitecto Rogelio García-Mora Pinto es el encargado del proyecto de restauración. Él explica que la idea es “limpiar” todo el espacio de estructuras que se fueron construyendo con el tiempo, para devolver al espacio su estética original.

Se reubicará en otro sitio toda la vegetación de alrededor del espacio (con excepción de un ahuehuete con valor histórico) y se creará una plaza de 6 mil metros de acceso público, manteniendo y restaurando la barda perimetral, homenaje del propio Siqueiros al muralismo mexicano.

También se pretende reponer los cristales transparentes en la planta baja y terminar de construir el espejo de agua que, en el proyecto original, rodeaba a todo el recinto.

Entre los primeros pasos, destaca la necesidad de consolidar los materiales sobre los que se pintó el mural, que expertos del INBA restaurarán, lo mismo que el mural.

Todo este trabajo llevará más o menos tres años, además de que en el lado norte, colindante con un centro comercial, se construirá una torre que albergará también parte de los museos del Polyforum y sus oficinas administrativas.

La idea es también recuperar el teatro circular que se encuentra en el Polyforum con el tipo de mobiliario de aquella época, pero con tecnología moderna.

Cuando el proyecto haya concluido, se recuperará para la ciudad un patrimonio artístico invaluable y el Polyforum, que no sólo es una obra pictórica majestuosa, sino también un proyecto arquitectónico muy ambicioso, podrá ser admirado pública y gratuitamente por todos, desde la calle.

El fideicomiso, donde participan inversionistas, el INBA, la UNAM y la Secretaría de Cultura capitalina, tiene ya una bolsa de 30 millones de pesos para la restauración integral y la construcción de dos museos: el Museo de Sitio y el Museo del Mecenazgo, dedicado a don Manuel Suárez.

La idea es que la gente conozca esta gran obra y la visite tanto como la Capilla Sixtina, por ser el mural más grande del mundo y un prodigio tecnológico de su época, pues el piso de la sala gira 360 grados, Lala obra se logró gracias a que don Manuel Suárez creó una estrecha relación con David Alfaro Siquieros, a quien conoció cuando éste salió de la cárcel en 1964, luego de purgar una condena de cuatro años por el delito de disolución social.