abc Radio


Invex, eslabón en la disputa de Chapultepec

Si bien la Inmobiliaria Trepi –responsable del amparo con el que se pretenden construir departamentos en un predio de casi cinco mil metros cuadrados en la Tercera Sección del Bosque de Chapultepec- es casi un fantasma, no así el Banco Invex, otro eslabón en la historia del terreno de Montes Apalaches 525.

Su relación con el caso –que ha levantado oposición vecinal- deriva del aviso de constitución de un fideicomiso de administración a favor de Banco Invex S.A., Institución de Banca Múltiple Invex Grupo Financiero, según los antecedentes registrales del terreno en disputa a los que El Sol de México tuvo acceso.

Pese a tener 25 años de historia en el mercado (se fundó en 1994) el Banco Invex tiene una particularidad: su baja visibilidad. No tiene sucursales bancarias ni cajeros automáticos en la calle o espacios públicos. Esto le ha dado flexibilidad para incursionar en negocios de otros sectores y asociarse con desarrolladoras.

Basta recordar que Banco Invex, a través de Invex Infraestructura, iba a ser el beneficiario (por 40 años) del fallido proyecto del Corredor Cultural Chapultepec, que se trataba de una obra que consistía en construir un paso peatonal elevado con comercio de Lieja a la Glorieta de Insurgentes. Por oposición vecinal el proyecto fue sometido a consulta y finalmente cancelado.

El arquitecto que presentó Invex para el proyecto del Corredor Cultural Chapultepec fue Fernando Romero con su despacho FREE, quien es yerno del empresario Carlos Slim y se encargó del diseño del también fallido Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM).

Foto: Daniel Galeana

PRESENCIA EN EL BOSQUE

Sin embargo, el Bosque de Chapultepec ya es terreno conocido para Banco Invex, ya que a través de Invex Infraestructura, y en asociación con Grupo Urcitano, creó en 2012 ESPACIA una compañía dedicada a la construcción y operación de estacionamientos privados y pensiones.

De acuerdo con datos del propio Banco Invex, al 2016 administraban 30 estacionamientos con tres mil 600 cajones, 11 de los cuales están en la Segunda Sección del Bosque de Chapultepec, donde ofrecen más de mil cajones, estacionamiento para bicicletas y carga de autos eléctricos.

Pero no sólo el desarrollo urbano está en sus negocios. En septiembre del año pasado la Comisión Reguladora de Energía le otorgó un permiso para la construcción y operación de un poliducto que irá de Tuxpan, Veracruz, a Tula, Hidalgo. La inversión superará los 16 mil millones de pesos.