abc Radio


Revisarán los contratos de los parquímetros

Ante la inequidad de las ganancias en la operación de los parquímetros, de los cuales 70% es para las concesionarias y 30% para la administración capitalina, la jefa de gobierno Claudia Sheinbaum anunció que revisará los contratos porque “hay un beneficio excesivo a la empresa y no hay un beneficio público”.

El Sol de México informó en mayo pasado sobre la opacidad con la que la anterior administración manejó el programa Ecoparq, destinado a recuperar el espacio público mediante el ordenamiento de estacionamientos en la vía pública.

El 22 de mayo pasado este diario publicó que son cuatro las empresas que gestionan 25 mil 841 cajones de estacionamiento: Operadora de Estacionamientos Bicentenario, Nueva Generación de Estacionamientos, Mojo Real Estate y Copemsa Metropolitana.

A través de solicitudes de transparencia se pudo conocer que desde su nacimiento y hasta 2017, a través de los parquímetros se generaron mil 523 millones 214 mil 832 pesos.

Esta cantidad se equipara al costo de la construcción de la Línea 7 del Metrobús.

De este dinero generado solamente 454 millones 573 mil 832 pesos quedaron a manos del gobierno, que corresponden al 30% del total recaudado.

Y pese a que ese 30% debe reflejarse en obras para mejorar espacios públicos, no siempre ocurre así, pues los proyectos no se hacen. Hasta 2017 Espacio Público ejerció 220 millones 300 mil pesos en 25 obras para seis polígonos , principalmente Polanco, Anzures y Roma-hipódromo, quedaron pendientes por ejercer 234 millones 273 mil 832 pesos.

Otra de las irregularidades que este diario dio a conocer el 23 de mayo pasado es que la empresa Operadora de Estacionamientos Bicentenario, que gestiona los parquímetros en las zonas más rentables de Ecoparq: Polanco, Anzures, Roma-Hipódromo y Lomas tiene sus oficinas en una cochera. Esta dirección se ubica en Kepler 26 . En respuesta a estas publicaciones los entonces candidatos a la jefatura de Gobierno: Mikel Arriola, Alejandra Barrales y Claudia Sheinbaum pidieron auditar empresas y permisos.

Por su parte la entonces diputada federal María de la Paz Quiñones exigió al gobierno local hacer uso adecuado de los recursos de los parquímetros.

Desde entonces, en el mismo gobierno de la Ciudad de México se abordó la necesidad de modificar los porcentajes de la contraprestación que pagan los particulares al gobierno y la manera en cómo se entregan los permisos. Fue el ex coordinadora de la Autoridad del Espacio Público, Roberto Remes, quien urgió a pensar en esquemas como licitación para la entrega de las concesiones, lo cual generaría mayor competencia entre las empresas y mejores condiciones para las arcas públicas de la capital.

Derivado de las publicaciones de este diario, el entonces jefe de Gobierno, José Ramón Amieva, urgió a crear un micrositio a la Secretaría de Movilidad para que se transparentara el recurso ingresado a la Tesorería proveniente de los parquímetros y su aplicación en las colonias respectivas, no obstante no se transparentó cada peso, es decir, quedó oculto hasta ese momento cuánto se llevaban las empresas por operar el programa Ecoparq.

En cumplimiento de los compromisos de campaña de Sheinbaum, en la página web de la Secretaría de Movilidad se transparentarán los recursos.

Según la mandataria, de 2012 a octubre de 2018 se recaudaron a través del programa Ecoparq mil 955 millones 316 mil 981 pesos, correspondientes a las seis concesiones activas que operan en siete polígonos.

De esta cantidad, le correspondieron 659 millones 679 mil 55.67 pesos.

Sheinbaum dijo ayer: “Hay un compromiso del gobierno de que muchas de las obras con los proyectos ejecutivos que están, se van a cumplir en conjunto con las alcaldías, y vamos a transparentar todo y estamos revisando por completo el esquema de parquímetros porque nos parece que hay un beneficio excesivo a la empresa y no hay un beneficio público”.