abc Radio


Llega al cine una historia de Ladies

  • Sábado 14 de octubre de 2017
  • en Cine

Danae Reynaud, dará vida a una Lady Lomas, en la nueva cinta familiar, Allá en el Rancho, dirigida por el cineasta Rafael Montero (Cilantro y Perejil, 1996 y Dame tu cuerpo, 2002).

La comedia cien por ciento mexicana inició el rodaje al sur de la Ciudad de México, en donde grabaron las primeras escenas de la película.

En su tercer largometraje, la actriz debutará en el género de la comedia al que catalogó como uno de los más difíciles de escribir y filmar.

“Creo que cualquier género nuevo, cualquier personaje o historia distinta a lo que ya has hecho es enriquecedor. A mí como actriz lo que más me gustaría es desarrollarme en todos los ámbitos posibles, en todos los géneros, todo tipo de películas. Pero creo que la comedia probablemente es de los géneros más difíciles”, comentó Raynaud, quien protagoniza la película junto con del ganador del Ariel Hoze Meléndez.

En su tercer largometraje, Reynaud dará vida a Camila, una adolescente superficial que pertenece a una de las familias más privilegiadas de México, sin embargo, es enviada al rancho de la familia, luego de que protagonizara un escandaloso video que se vuelve viral. Una vez en el rancho Camila tendrá que aprender a valorar lo verdaderamente importante de la vida.

“Los personajes de los que hablamos en las películas y en los libros, no son los personajes que no cambian o los personajes que no se llevan a sí mismos al límite, sino los que sí logran cruzar esa frontera. Para mí es muy importante saber que existen personajes así y que yo soy capaz de interpretarlos, porque entonces también es una ayuda para mí saber que yo puedo ser mejor”, confesó la actriz.

Ella se colocó en el mapa de los directores luego de las buenas críticas que recibió el largometraje, Club Sandwich (2013), dirigida por Fernando Eimbcke (Temporada de patos, 2014) y acreedora de la Concha de oro en el Festival de Cine de San Sebastián.

Para la actriz  la experiencia de trabajar en Club Sandwich y en Allá en el rancho ha sido distinta tanto en el tiempo como en la producción.

“En medio hubo cinco años. Creo que cada director es distinto, cada proceso, cada rodaje, cada equipo es distinto. Es un poco como cambiar de familia, como si de repente te pusieran a nacer con otra familia, con otros papás, con otros hermanos, y darte cuenta que las cosas son distintas y todo se te mueve”, explicó Reynaud, por lo que para ella es lo mejor de hacer películas, que no existe un momento de aburrimiento.