abc Radio


Piden estrategia política para defender Derechos Humanos de mujeres migrantes

  • Lunes 19 de marzo de 2018
  • en Cultura

Ante los discursos contra las personas migrantes, xenófobos y
racistas emitidos por el presidente de Estados Unidos (EU) Donald
Trump, académicas, ONU Mujeres, el Instituto para las Mujeres en
la Migración (Imumi) y Sin Fronteras, pidieron al gobierno
mexicano una estrategia política para proteger los Derechos
Humanos de las mujeres migrantes y sus familias en Estados
Unidos.

A través de un manifiesto emitido en el IV Simposio
Internacional “Feminización de las Migraciones. Panorama de la
Agenda Global” que se realizó en días pasados en la Universidad
Nacional Autónoma de México (UNAM), las agrupaciones recalcaron
que las futuras políticas de Donald Trump podrían afectar a las
5.5 millones de mujeres migrantes mexicanas que viven en el país
vecino.

Sobre a todo, apuntaron, a las que se emplean en el trabajo del
hogar, las que están en peligro de separación familiar, o bien,
que están en situaciones de violencia familiar y tienen miedo de
denunciarlo.

La directora de la organización civil Sin Fronteras, Nancy
Pérez, recordó que México enfrenta un momento de “debilidad y
falta de respuestas” por parte del Estado mexicano, sin embargo,
recalcó que será obligación de Enrique Peña Nieto aclarar la
posición que tomará con este panorama mundial, ya que una de las
agendas que se colocará de manera central en las discusiones
internacionales y nacionales es la migratoria.

“México tiene una gran oportunidad, en primer lugar, resarcir
el daño que desde nuestro país se ha provocado a esta población
y en segundo, generar condiciones para que el país pueda
convertirse en un santuario para las y los migrantes”, declaró
Nancy Pérez.

La Coordinadora de Proyectos en Materia de Migración de ONU
Mujeres, Mónica Corona, dijo que las autoridades mexicanas deben
prestar especial atención a las trabajadoras del hogar, quienes en
su mayoría no cuentan con la protección de sus derechos
laborales, pues de acuerdo con el Consejo Nacional de Población
(Conapo) 41 por ciento de las migrantes mexicanas se dedican a
labores del hogar y limpieza.

Mónica Corona señaló que México tiene la obligación de
cumplir con la Convención sobre la Eliminación de Todas las
Formas de Discriminación Contra la Mujer (CEDAW) -adoptada por el
país en 1999- y su recomendación general número 26 que busca
proteger los derechos de las trabajadoras migrantes.

Agregó que si bien las mujeres siempre han estado presentes en
los flujos migratorios, en los últimos años su participación se
incrementó. En el mundo, de las 150 millones de personas
migrantes, 44 por ciento son mujeres, de éstas, más del 70 por
ciento son empleadas del hogar.

Por último, las organizaciones hicieron un llamado a construir
políticas nacionales de reinserción y arraigo que incluyan acceso
pleno a servicios de salud, educación e identidad para las mujeres
y sus familiares.

Recomendaron a las autoridades mexicanas reconstruir relaciones
de respeto con países de Centroamérica y el Caribe, con el fin de
favorecer acciones comunes en la agenda migratoria frente a EU.