abc Radio


Tesla Roadster: el primer automóvil completamente eléctrico

La industria automotriz no ha cambiado en 100 años, y ahora está experimentando dos transformaciones: el cambio hacia vehículos autónomos y eléctricos. 

Esto requiere un modelo de negocio totalmente nuevo, y puede ser una tarea insuperable para muchos fabricantes de automóviles. Un ejemplo es Tesla, que dejó de ser una
startup
más de Silicon Valley para convertirse en un fabricante respetado y vigilado muy de cerca por otras automotrices.


Te recomendamos:
El nuevo SEAT Ibiza 2018 marca un antes y un después para la marca española

Con un discreto inicio y una evolución meteórica, la marca californiana está marcando la pauta en vehículos eléctricos. Un buen número de marcas y fabricantes no consiguen alcanzar el nivel de especialización de Tesla.

Expertos en el tema ubican algunas claves para el éxito de la empresa: Tesla domina todo el proceso desde el primer momento, la concepción o diseño, pasando por cada etapa de fabricación, hasta la distribución y venta, incluyendo un excelente servicio posventa, sin olvidar los puntos de recarga de sus vehículos, imprescindibles para conseguir una mejor experiencia frente a sus adversarios.

Interior_Standard 07.jpg
 

Tal es el control de Tesla que no se apoya en distribuidores independientes, como hace el resto. Al contrario, posee su propia cadena, lo que le permite un importante ahorro.

Pero sin duda, el punto principal es la fabricación del Model 3, el primer coche dirigido a un mercado masivo con hardware capaz de conducir de forma autónoma.

2120x920_MS-RedSunset 08.png
 

Si Tesla populariza estas tecnologías, muchos serán los que se lancen también a la fabricación masiva.

Destacados

  • Tesla Roadster, primer automóvil de serie completamente eléctrico
  • Model S acelera de 0 a 100 km/h en 5,8 segundos