abc Radio


Bale ya exigió su lugar

  • Domingo 19 de febrero de 2017
  • en Deportes

Real Madrid aseguró el liderato de la Liga española al término de fecha 23, tras imponerse 2-0 ante la visita del Espanyol, en un partido en el que reapareció el delantero Gareth Bale, quien ingresó de cambio y anotó el segundo gol, después de tres meses de baja por lesión.

El conjunto merengue seguirá con tres puntos de ventaja sobre el Sevilla, que se colocó provisionalmente segundo en la clasificación, tras vencer 2-0 al Eibar, gracias a los goles de Pablo Sarabia (30’) y Vitolo Machín (90’).

Barcelona quedó entonces relegado a la tercera posición, a cuatro puntos de la cima, aunque a la espera de lo que haga hoy en su partido contra el Leganés.

Una vez termine esta jornada, el Real Madrid tendrá además dos partidos pendientes, con lo que la situación empieza a ponerse muy favorable en la carrera por el título para los dirigidos por Zinedine Zidane.

Real Madrid, que venía de derrotar 3-1 al Napoli en la ida de los octavos de final de la Champions League, empezó a encarrilar su partido contra el Espanyol, con un tanto de Álvaro Morata, al minuto 33.

La victoria ayer permitió, además, superar otra marca en la historia del Real Madrid, el de partidos consecutivos anotando, cuya cuenta eleva ahora a 42, desde su empate sin goles ante el Manchester City, en la ida de las semifinales de la Champions League de la temporada pasada.

El primero tanto ante el Espanyol, que contó con el mexicano Diego Reyes a lo largo del encuentro, lo firmó Álvaro Morata, al minuto 33 y tras rematar de cabeza un centro de Isco Alarcón, quien tuvo un brillante encuentro en el estadio Santiago Bernabéu.

En el segundo tiempo, lo más esperado era el ingreso de Bale, quien comenzó el encuentro en el banco de suplentes e ingresó de cambio al minuto 71, en lugar de Morata. Su gol llegó al 83’, también con asistencia de Alarcón, para asegurar el triunfo.

El galés no jugaba desde noviembre, cuando fue operado por una luxación en el tobillo derecho, lesión que sufrió ante el Sporting de Lisboa, en la fase de grupos de la Champions League.

En el primer partido del día, el Atlético de Madrid terminó por golear a un Sporting de Gijón que lo tuteó en la mayor parte del partido, pero que se encontró con Kevin Gameiro, quien marcó tres goles en cinco minutos, para dejar sin premio el esfuerzo de los locales.

Con sus goles, logrados al minuto 80’, 81’ y 85’, el francés firmó el triplete más rápido en la historia del Atlético en la Liga española, que además refuerza la confianza de los colchoneros, de cara al partido del próximo miércoles frente al Bayer Leverkusen del mexicano Javier Hernández, en la ida de los octavos de final de la Champions League.