abc Radio

¡El fútbol mexicano está fuera de control!

POR YAEL RUEDA Y JOSÉ ÁNGEL PARRA

El futbol mexicano atraviesa un momento de oscuridad. La crisis del balompié está en un momento álgido: sus protagonistas se encuentran en una total anarquía y los seguidores, lejos de provocar que el río vuelva a su cauce, lo alebrestan más. Dicen que la noche es más oscura cuando está a punto de amanecer, pero para ver el alba, los directivos de la Liga MX y la Federación Mexicana de Futbol deben tomar decisiones que marquen precedentes.

¡Todo está fuera de control!

El pasado fin de semana fue la clara prueba de ello. El jueves de Ascenso MX se canceló debido a la ola de violencia que azotó a Culiacán, Sinaloa por la captura de Ovidio Guzmán, uno de los capos más importantes del Cartel de Sinaloa. Un día después, pero en otra latitud de la República Mexicana, los Tiburones Rojos del Veracruz protestaron en el terreno de juego contra la falta de pagos por parte de la directiva encabezada por Fidel Kuri. Los futbolistas se quedaron inmóviles cuatro minutos en el arranque de su duelo contra Tigres y la visita mostró nula solidaridad al marcar dos goles.

La cereza en el pastel fue la batalla campal entre aficionados de Querétaro y San Luis que se vivió el domingo en el estadio Alfonso Lastras. La trifulca fue tal, que el encuentro se vio suspendido en la recta final.

Solamente es la punta del Iceberg, el 2019 ha mostrado lo peor de la Liga MX.

SUSPENSIÓN POR NARCOTRÁFICO

Uno de los problemas que más han azotado a México desde hace ya varios sexenios es el narcotráfico. Presidentes pasan y la estrategia correcta para erradicar el mal no ha llegado. El problema ya ha tocado el futbol con anterioridad, pero en 2019 lo hizo a tal grado que se tuvo que cancelar el partido correspondiente al jueves de ascenso entre Dorados y Atlante, a disputarse en la ciudad de Culiacán.

La tarde del 27 de octubre de 2019, la Guardia Nacional detuvo a Ovidio Guzmán, hijo del Chapo, y uno de los principales líderes del Cartel de Sinaloa desde la detención del Capo.

Un error en la estrategia del gobierno de Andrés Manuel López Obrador provocó que la ciudad se convirtiera en un campo de guerra. El partido se vio suspendido con los equipos concentrados en la ciudad y ahora se busca fecha para el cotejo pendiente. Con el final de la temporada encima, el Ascenso MX tendrá que buscar el mejor acomodo para dos instituciones que están en zona de Liguilla.

“El tema de Dorados, como un equipo con sede en Sinaloa y sobre cuyo financiamiento existen dudas enormes, la FMF pidió una auditoría para conocer el origen de los recursos. Eso se engancha ahora con los acontecimientos y balacera entre fuerzas de seguridad y gente del narcotráfico”, considera José Miguel Candia, sociólogo y especialista en temas deportivos. “Es un momento muy difícil para la ciudad, que por supuesto afectó a Dorados y su práctica de futbol. Hay que manejar esto con pinzas, porque desgraciadamente en algunos estados de la República y en Sinaloa, en la circulación de dinero de procedencia no muy clara, afecta en todos los rubros y en el deporte, porque se contratan jugadores, técnicos y árbitros, con más razón. Ojalá esto no tenga otra deriva y no manche el espacio futbolístico, al tiempo que no perjudique su práctica. El soccer no tiene tanto arraigo como el beisbol y esperemos que esto no afecte el buen desarrollo de esta disciplina en el estado”, abunda el especialista.

FALTA DE PAGOS

El Veracruz se ha encontrado en el ojo del huracán a lo largo del último año, si no es porque pagan para mantenerse en Primera División, es por la racha negativa de 40 partidos sin conocer la victoria de manera consecutiva y, si no, lo hacen debido a la falta de pagos que Fidel Kuri arrastra a sus jugadores a lo largo de los últimos meses. La semana pasada se especuló sobre la posibilidad de que los jugadores porteños no se presentaran a jugar contra Tigres. La situación provocaría el descenso y desafiliación de los Tiburones. La tensión creció cuando se supo que los capitanes de los 19 clubes habían hablado para detener la Liga en caso de ser necesario.

“El clima de Veracruz es de por sí lastimoso”, comenta Candia en entrevista con ESTO. “Es un bochorno tener un equipo que ya había perdido la categoría, porque no reunió el promedio necesario para mantenerse y con el pago muy elevado logró conservar la categoría. Pese a eso y algunos cambios de técnicos y jugadores, ha sido una especie de trámite jugar por los puntos con Veracruz, que es prácticamente un cheque al portador. Debería estar en la División de Ascenso”, articula el experto, quien destaca las promesas incumplidas del empresario Fidel Kuri, así como la desesperación de los futbolistas, quienes resuelven, en vez de un paro activo, no hacer por el balón, lo cual “ya es de por sí desagradable para los jugadores y el público”.

La FMF dispuso de un fondo para que la Comisión de Controversias pudiera liquidar el sueldo de los jugadores. Llegada la fecha de la cita, Veracruz sí se presentó a jugar, pero a manera de protesta, los escualos se quedaron inmóviles a lo largo de cuatro minutos. La polémica creció cuando Tigres disparó a puerta con los contrarios completamente parados y puso su marcador en ventaja de 2-0.

“La actitud de Tigres es casi inexplicable”, juzga el entrevistado. “Porque los jugadores habían avisado que no iban a participar en el juego y haber aprovechado para anotar en esas condiciones es una falta de responsabilidad y solidaridad. Las explicaciones que dan no me agradan. En un mundo egoísta y comercializado, que los Tigres no hayan aprovechado para tener un gesto con sus compañeros de profesión, es muy lamentable”, reprocha el sociólogo.

TRIFULCA EN SAN LUIS

Atlético de San Luis y Querétaro han mantenido una fuerte rivalidad a lo largo de sus años de historia. Por primera vez desde el Clausura 2013, el enfrentamiento se dio en Primera División, por lo que estaba claro que sería un partido de alto riesgo. La Secretaría de Seguridad Pública del estado puso a 900 elementos de seguridad para salvaguardar la integridad de las familias que asistieron al Alfonso Lastras, pero la cifra fue rebasada. La porra de los Gallos Blancos comenzó una trifulca, lanzaron una banca hacia una familia y golpearon a una niña que se encuentra hospitalizada.

La barra potosina entró en defensa de los suyos y comenzó una batalla campal por la que tuvieron que suspender el enfrentamiento en sus minutos finales. Las puertas de evacuación se abrieron y los aficionados se refugiaron en el campo. Algunos, aprovecharon para agredir a jugadores del Querétaro y la pelea siguió en las afueras del inmueble.

“Aunque el historial futbolístico no es de mucho arraigo, a veces ciertos medios inventan rivalidades y potencializan. El manejo mediático, con el propósito de vender publicidad, lograr mayor audiencia y vender rating televisivo, hace que se vayan polarizando las actitudes de sus parcialidades. Siento que lo de San Luis y Querétaro atienda a un tema regional, pero existe un tema artificial para que las porras se hayan enfrentado físicamente. Ya sea por cuestiones regionales o un manejo imprudente, por lo que la FMF debe tener mucho cuidado en estas cosas”, observa José Miguel Candia. “En Sudamérica se pasó de la rivalidad a la confrontación y ojalá eso no detone aquí. Que las voces directivas de San Luis y Querétaro sean prudentes y no generen rivalidades ni venganzas. Hay que tener mucho cuidado en ese tipo de cosas”, alerta.

DISPUTA POR EL PODER

El torneo de Cruz Azul no había sido para nada el mejor. La destitución de Pedro Caixinha fue solamente el arranque de una semana que provocó la peor de las molestias en los aficionados cementeros. Con el director técnico fuera, Ricardo Peláez pidió a la directiva ejercer las funciones de un presidente deportivo: elegir al nuevo entrenador, pero esta posibilidad le fue negada.

En pleno programa de televisión, Víctor Garcés, vicepresidente del equipo aseguró que su presidente deportivo no tenía la facultad para tomar la decisión, por lo que Peláez renunció al aire. “La directiva se maneja con distintos criterios. Es difícil que Cruz Azul supere este bajón, con resultados muy buenos, cómodos, como el de América, y luego cae contra Morelia. Esa irregularidad se explica en parte por el desempeño de los jugadores, aparte de comprometer muchos recursos de la institución. Por otra parte, hay pujas en la directiva que están afectado. Esperemos que por bien de la divisa de Cruz Azul, al tratarse de un equipo de historia y trayectoria reconocida, que eso se salve, pero tiene que haber grandeza de los directivos, que deberían dar el paso de costado en lugar de cambiar tantos técnicos. Es triste la situación”, considera.

CONDONACIÓN DE IMPUESTOS

El Sistema de Administración Tributaria (SAT) condonó a equipos del futbol mexicano un total de 2 mil 161 millones 335 mil 960 pesos por concepto de cobro de impuestos. El equipo al que más dinero le perdonaron fue en 2010 a Rayados con un total de mil 84 millones 362 mil 149 pesos, seguido de la Promotora Deportivo Guadalajara en 2011 con un total de 468 millones 970 mil 57 pesos, en tanto que a dos razones sociales de Grupo Omnilife: Club Deportivo Guadalajara y Templo Mayor de Chivas por 14 millones 239 mil 433 pesos.

Atlas, Cruz Azul, Veracruz, Toluca, León, Pumas y Pachuca, así como a Jesús Patiño, dueño de los Tuzos; al director técnico Raúl Arias; al vicepresidente de Cruz Azul, Víctor Garcés; y a Ricardo La Volpe, también les condonaron impuestos.

Por todo lo anterior, y en medio de tantos problemas que rodean al futbol, “yo digo que en este momento, y amén de algunos hechos que se vivieron en el país, hagamos votos para impedir que el clima de violencia y la circulación de dinero mal habido manche la disciplina del futbol y de otras disciplinas deportivas”, resuelve Candia.

GRITO HOMOFÓBICO

La Federación Mexicana ha recibido varias multas por parte de la FIFA debido al grito folclórico y homofóbico de la afición nacional. Ante la posibilidad de sanciones más severas contra la Selección Mexicana, tal como no ir al Mundial de Qatar 2022, los dirigentes del futbol nacional han comenzado una campaña para erradicar el grito, pero no han tenido éxito.

En el último enfrentamiento del Tricolor, incluso se decidió sacar del estadio Azteca a los fanáticos que decidieron seguir con la consigna. Hasta el momento, no se ha logrado detener completamente y a partir del 15 de noviembre, se empezará a suspender partidos en caso de que persista la intención de los seguidores al futbol.

Al tema se suman los problemas que la Liga MX ha registrado al rebasar el volumen de futbolistas foráneos, lo que no ha ayudado a que deportivamente Gerardo Martino, estratega Tricolor, arme una Selección Nacional adecuada. “Lo que dice el Tata es algo que hemos discutido mucho. El cupo de extranjeros que se pueden contratar conspira en el armado de una selección competitiva. Es parte de la verdad. Es cierto que hay jugadores que vienen de otras ligas que desplazan a mexicanos, pero centralmente radica en el trabajo que debe hacerse en la cantera de los equipos de Primera y Segunda División. Ese es realmente el talón de Aquiles de nuestro futbol. Se requiere mucho trabajo con divisiones inferiores. Ojalá haya una política de sostenimiento de estos criterios para que haya camadas a futuro”, promueve.