abc Radio


Empate en el Nou Camp; ligera ventaja se llevan Tigres a casa

  • Jueves 23 de noviembre de 2017
  • en Futbol

No hay ventaja que dicte quién será el semifinalista del Apertura 2017. León y Tigres dejaron las emociones para el estadio Universitario. Los goles de Mauro Boselli y Eduardo Vargas hicieron que las gargantas se afinaran, mas la realidad es que el empate supo a poco entre dos fieras que tienen un arma letal en la velocidad de sus ofensivas.

Ligera ventaja se llevará la UANL a la Sultana del Norte, gracias al gol como visitante que aportó Edu Vargas en la agonía de la contienda de ida, celebrada en el Nou Camp.

 

EL JUEGO

Partido con ritmo lento entre dos clubes que causaron expectación por la velocidad de sus ofensivas. La dura marcación provocó que ambos clubes tuvieran en los tiros de media distancia su principal arma. La primera acción llegó muy temprano. André-Pierre Gignac controló de forma magistral un pase largo y se acomodó para sacar un fogonazo. La jugada murió en los brazos del atento guardameta William Yarbrough.

La Fiera no se quedó atrás y también quiso mostrar su poderío. Por la banda izquierda, Andrés Andrade hiló la jugada. Cuando vio la posibilidad cedió para Mauro Boselli, sólo que Nahuel Guzmán salvó con las piernas. Fuera de lugar del campeón de goleo.

Fernando Navarro y su movilidad fueron de gran ayuda para el ataque esmeralda. El zaguero, habilitado como volante, mandó un tiro centro desde tres cuartos de cancha. El “Patón” ganó por arriba, pero en la contra Andrade sacó un riflazo que pasó por encima. El “Patrullero” Hernández también quiso encender las sirenas. Trazo desde la zaga que Elías controló por la banda izquierda. En su intento por sorprender sacó pelotazo a primer poste. Guzmán se quedó la redonda. Tigres encontró la ofensiva con disparos de tres cuartos de cancha de Eduardo Vargas. Las acciones no inmutaron a Yarbrough.

En cambio, Elías Hernández generó está vez por derecha. Su intentó quedó para la anécdota. Por la misma pradera procuró. En maniobra conjunta con Navarro, cedió a Boselli y el argentino mandó la caprichosa por un lado.

En el complemento las cosas no cambiaron. Un impetuoso León salió en busca del triunfo ante unos universitarios que no encontraron la forma. Jugada tejida por el centro del campo. El recién ingresado Álvaro Ramos se hizo de la oportunidad en mano a mano, pero su chance se fue por encima. Tigres quiso y no pudo. Primero Damm, luego  André-Pierre Gignac.

Aquino y su peligrosidad lograron espacio por la pradera izquierda, mandó el trazo para Eduardo Vargas que cedió para Damm. Tiro por el costado. El francés tuvo la suya. Jürgen desbordó por derecha y retrasó para Gignac. El “Bómboro” reventó al travesaño.

La Fiera rugió. Álvaro Ramos se sacó la marca de la defensa neoleonesa y filtró para Mauro Boselli. El “Killer” definió raso ¡Gol de la Fiera! Las líneas esmeraldas se replegaron. Tigres intentó por las bandas gracias a la velocidad de los suyos. Larry Vásquez ingresó en lugar de Rafael de Souza. La defensa de León estuvo imbatible, al menos hasta que la redonda encontró los botines del andino Vargas.

Javier Aquino hizo uso de su habilidad con la pelota en los pies y cedió la de gajos para que Eduardo Vargas la pusiera en la base del poste izquierdo ¡Cayó el empate! A pesar de que ambos felinos quisieron, no encontraron más y se reservaron las demás emociones para el fin de semana.