abc Radio


Pachuca y Chivas empatan a cero goles

  • Sábado 15 de abril de 2017
  • en Futbol

A pesar de los pesares, Guadalajara se ha llevado un punto del estadio Hidalgo. Entre lesiones, rotaciones y hasta un hombre menos en la cancha, por la expulsión de Michael Pérez, las Chivas hicieron negocio tras empatar 0-0 con Pachuca.

Mucho corazón le puso el Rebaño Sagrado y con eso bastó para exhibir la nula contundencia de Tuzos, que lleva cinco partidos en fila sin anotar y tres empates sin goles en casa.
EL JUEGO

Un ojo al gato y otro al garabato… Las finales que tienen en puerta Pachuca y Chivas, incluidas lesiones en los tapatíos, condicionaron las alineaciones. Almeyda y Alonso rotaron, al grado de echar mano de novatos como Benítez y Figueroa, respectivamente.

Más allá de prescindir de titulares (tres en el caso tuzo; Pulido en el Rebaño), las propuestas de los equipos se respetaron. Iban adelante, a buscar el arco rival. Los anfitriones con más vértigo, los visitantes aportaron un futbol más elaborado.

El elenco blanquiazul se enganchó al “Chucky” Lozano para ir adelante. La repuesta del Guadalajara vino con la posesión del balón. Presionando y con las buenas maneras de Orbelín, escoltado por Calderón y Fierro, fueron más y mejores en las triangulaciones.

Sin embargo, un ensayo de Pineda pasó apenas desviado, lo mismo que otro zurdazo de Calderón, dejando al “Conejo” Pérez sin oportunidad. Por poco y aciertan.

A destacar, el ritmo y la velocidad de los contendientes, ofreciendo un duelo muy entretenido. Faltaba el invitado principal.

Desde las bancas, en el segundo tiempo, vino la recarga para las artillerías de ambos bandos. Almeyda se animó con Pulido y con la “Chofis” López, pero más adelante prescindió de Orbelín y eso se notó en el volumen de su futbol. En sentido contrario, los Tuzos fueron a más porque Alonso rodeó al “Chucky” y a Jara con sus pesos pesados: Urretaviscaya y Gutiérrez.

Lo más difícil para el Rebaño Sagrado estaba por venir. Michael Pérez, que había entrado de cambio, fue con las suelas por delante a un balón dividido y planchó a Aguirre. Roja directa le mostró el árbitro al famoso “Tortas”.

Con un hombre menos, las Chivas quedaron expuestas, condenadas a luchar con todo, atenidas a algún chispazo de Pulido, que casi sorprende al “Conejo” Pérez desde lejos. Buen negocio de Chivas. Mísera ganancia para el Pachuca, que se olvidó de anotar.