abc Radio


Herrera tiene un idiolio con las semifinales

  • Alejandra Trujillo
  • Miércoles 4 de diciembre de 2019
  • en Deportes, Futbol

Si hay una palabra que define bien a Miguel Herrera es: semifinales. El director técnico mexicano ha llegado a nueve de ellas durante su paso por América, bajo el timón de las Águilas nunca ha sido eliminado en cuartos de final. Aunado a este dato, los de Coapa registran un total de 14 antesalas de la final en la década.

El Piojo llegó al Nido de Coapa en el 2012 y desde entonces su romántica historia con los colores azul y crema ha mantenido la llama encendida, aunque también tiene sus detractores debido a la estadística de nueve semifinales conseguidas a cambio de solamente dos títulos. Este semestre, Herrera y sus pupilos son favoritos, por lo que podría ampliar los números de manera favorable.

La primera vez de Miguel con las Águilas fue en el Clausura 2012, torneo en el que se enfrentaron en esta fase a los Rayados de Monterey. La ida fue una igualada a cero, en tanto que la vuelta en la Sultana del Norte terminó con victoria para los locales por 2-0.

Un semestre más tarde, Herrera no logró romper la barrera, esta ocasión su llave fue contra el Toluca. En el estadio Azteca sucumbieron 2-0, en tanto que en el Nemesio Díez triunfaron 1-2, aunque el marcador no fue suficiente para lograr el boleto a la final.

Para el Clausura 2013 se volvieron a encontrar con La Pandilla. En el primer juego empataron a dos, pero en su casa y ante su gente ganaron 2-1 y llegaron a la final, misma en la que el Piojo obtuvo su primer campeonato.

Un semestre después, el rival fue Toluca, mas cayeron de nueva cuenta en las manos del Diablo. Para ese momento, Herrera ya era un técnico bien valorado y se fue a dirigir a la Selección Mexicana y después a los Xolos de Tijuana. Tras dos torneos consecutivos con los fronterizos como líderes del torneo, el estratega regresó al América.

En el Apertura 2017, Miguel y sus Águilas cayeron ante Tigres por global de 3-1 y para el Clausura 2018 perdieron 6-3 ante Santos Laguna.

Para el Apertura de aquel año, América le pasó por encima a los Pumas de David Patiño con un contundente 7-2 global y se coronó nuevamente ante Cruz Azul.

El certamen pasado, América y León empataron en las semifinales, pero el marcador favoreció a los de la tierra donde la vida no vale nada.

Esta campaña, los emplumados parten como amplios favoritos al título y tienen todas las de ganar, al grado que recibirán las vueltas en el estadio Azteca, es la oportunidad y el momento de sumar un nuevo título a la estadística.