abc Radio


Real Madrid vuelve a contar con Bale

  • Sábado 18 de febrero de 2017
  • en Deportes

Gareth Bale volverá a jugar con el Real Madrid, 94 días después de caer lesionado y frente a un Espanyol, que con el mexicano Diego Reyes en la defensiva, quiere romper 21 años de sequía en el estadio Santiago Bernabéu.

El desgaste en el regreso de la Champions League para remontarle al Napoli, en una de las mejores versiones del Real Madrid en lo que va de la temporada, pasa factura en la Liga española y el técnico Zinedine Zidane apostará por las rotaciones.

Sin Sergio Ramos, tocado por un golpe en la cadera derecha, el francés sumó a la lista de ausencias de titulares indiscutibles al portero Keylor Navas, al volante Luka Modric y al delantero Karim Benzema.

Le llega la oportunidad a Álvaro Morata, a quien la falta de minutos en los últimos partidos le ha rebajado el protagonismo y aumentado el deseo de cambiar su situación. Comienza a plantearse su salida, y Zidane le hace un guiño para mostrarle confianza.

Se espera la reaparición de Bale en el segundo tiempo, en un día en el que de momento no podrá volver a juntarse la BBC, integrada por Benzema, Bale y Cristiano Ronaldo, quien no faltará a la cita, como principal argumento del líder de la Liga española, que tiene un punto de ventaja sobre el Barcelona, su más cercano perseguidor y que mañana recibirá al Leganés.

Espanyol, por su parte, suma más de dos décadas sin ganarle al Real Madrid en el Bernabéu, una dinámica que intentará reconducir y, de paso, regresar a la senda de los buenos resultados tras la última derrota contra la Real Sociedad del mexicano Carlos Vela.

La última victoria del Espanyol en el feudo madridista fue el 21 de abril de 1996, en la jornada 37 de la Liga española. El encuentro finalizó con marcador de 2-1.

Para el partido de hoy, el técnico del Espanyol, Quique Sánchez Flores, recuperó al delantero Pablo Piatti, quien sufrió una fisura en el hueso temporal del cráneo, y quien si participa, deberá hacerlo con protección.

Real Madrid verá a un Espanyol más sólido y maduro respecto a de la primera vuelta. El proyecto de Quique toma forma y se ha ganado el derecho a soñar con la zona noble de la clasificación.

Podría cambiar el planteamiento utilizado en la última jornada y volver a un dibujo con un único delantero, con Gerard Moreno como referencia. Además, podría apostar por reforzar la medular con jugadores con un perfil de contención más acentuado, como Pape Diop.