abc Radio


Bromear le costó caro a tuitera española

La justicia española impuso una pena de un año de cárcel a
una tuitera por bromear sobre la muerte del jerarca franquista Luis
Carrero Blanco, asesinado en 1973 en un atentado de ETA.

La Audiencia Nacional impuso dicha pena a Cassandra Vera, una
joven transgénero de 21 años de edad, por “un delito de
humillación a las víctimas del terrorismo”. Dada la duración
de la condena y que no tiene antecedentes, es muy improbable que
ingrese a prisión.

La joven fue procesada por 13 mensajes en la red Twitter en los
que bromeaba sobre el atentado que costó la vida al almirante
Carrero Blanco, por entonces jefe de gobierno y número dos de la
dictadura franquista. El militar iba en su coche oficial, cuando de
repente éste salió volando debido al estallido de una potente
carga explosiva, que hizo aterrizar el vehículo en el recinto de
la iglesia a la que había ido a oír misa la mañana del 20 de
diciembre de 1973. El atentado fue luego reivindicado por la
organización separatista armada vasca ETA.

Los tuits, publicados entre 2013 y 2016 desde la cuenta
@kira_95, incluían mensajes como “ETA impulsó una política
contra los coches oficiales combinada con un programa espacial” o
“Spiderman VS Carrero Blanco”.

En su escrito, el alto tribunal estimó que la declaración de
la joven ante los jueces no fue “para nada convincente para
exculparle de la comisión del delito que se le atribuye, puesto
que las frases utilizadas (…) refuerzan aún más su carácter de
descrédito, burla y mofa a una víctima del terrorismo”.

Desde aquel atentado han transcurrido más de 40 años, y por
otro lado, ETA abandonó definitivamente la lucha armada en 2011.
Pese a ello, la Audiencia Nacional estimó que a pesar de ese lapso
“la lacra del terrorismo de ETA persiste, aunque con menor
intensidad, y las víctimas del terrorismo constituyen una realidad
incuestionable”.

El caso cobró un cariz político, ya que este lunes, la
formación de izquierda radical Podemos pidió en el Parlamento que
se suprima del Código Penal el delito de enaltecimiento del
terrorismo para proteger la libertad de expresión y el derecho al
“humor negro”.

Para apoyar esta iniciativa, la propia Cassandra Vera acudió a
su registro en la cámara junto con el líder de Podemos, Pablo
Iglesias. “Bromear no es delito y España no es una dictadura. Si
esto te lleva a la Audiencia Nacional, que me lleven a mí también
junto a #Cassandra”, dijo Iglesias en su cuenta de Twitter.

“Me han arruinado la vida”, reaccionó ella.