abc Radio

Entrada de grandes tecnologías plantea riesgos a los servicios financieros: BIS

La organización advierte del riesgo de un “datapolio” por la incursión de Amazon, Alibaba, Google y otras al sector

EFE

FRÁNCFORT. La incorporación de grandes tecnológicas como Alibaba, Amazon, Facebook, Google y Tencent a los servicios financieros como los pagos, el ahorro y el crédito plantea riesgos como la aparición de empresas dominantes que podrían reducir la competencia, adlertó el Banco de Pagos Internacionales (BIS, por sus suglas en inglés).

En un capítulo especial de su Informe Económico Anual dedicado a las “big tech” en las finanzas, el BIS que tiene como gerente general al mexicano Agustín Carstens, señala que estas compañías ofrecen numerosos beneficios, como “una mayor eficiencia en la prestación de servicios financieros” y la inclusión financiera.

Pero advierte de que crean riesgos, algunos “son antiguos problemas de estabilidad financiera y protección del consumidor”, pero un elemento novedoso que es “el acceso de las ‘big tech’ a los datos procedentes de sus actuales plataformas”.

“Esto podría provocar una veloz transformación del sistema financiero, con la aparición de empresas dominantes que podrían acabar por reducir la competencia”, advierte el BIS, el banco de los bancos centrales, cuya sede está en Basilea.

También considera “imprescindible lograr un equilibrio óptimo entre la estabilidad financiera, la competencia y la protección de los datos”.

E insta a los reguladores a “garantizar unas condiciones competitivas equitativas, teniendo en cuenta las grandes bases de clientes y los particulares modelos de negocio de las ‘big tech'”.

“El objetivo debería ser reaccionar a la entrada de las ‘big tech’ en los servicios financieros aprovechando sus ventajas y limitando sus riesgos”, afirma el asesor económico y jefe de estudios del banco, Hyun Song Shin.

“Las políticas públicas han de formularse aplicando un enfoque más integral que combine la regulación financiera, la política de la competencia y la regulación de la privacidad de los datos”, según el BIS.

También es necesaria “la coordinación entre las autoridades a escala nacional e internacional” para ampliar sus herramientas regulatorias.

Por ejemplo, en Alemania se limitó en febrero a Facebook el uso sistemático de datos de sus usuarios con los de Whats- App e Instagram, pero otros países son muy permisivos.

El negocio principal de las big tech es la tecnología de la información, que representa 46 por ciento de sus ingresos, mientras los servicios financieros representan el 11 por ciento, según datos del BIS.

Sus operaciones en Asia y el Pacífico y en Norteamérica, y su entrada en el sector financiero ha sido mayor en China, pero también en el Sureste de Asia, Este de África y Latinoamérica.