abc Radio


Pemex combate el huachicol con loza de cemento

  • Alejandra Trujillo
  • Miércoles 8 de enero de 2020
  • en Finanzas

La petrolera planea cubrir 175 kilómetros de tubería en los ductos de gasolina y gas durante este año

Petróleos Mexicanos cubrió 51.5 kilómetros de ductos de gasolina con colchacreto en cuatro ductos con la mayor incidencia de robo de combustible, como parte de la estrategia para el combate al huachicoleo.

A un año del inicio de la estrategia para disminuir la sustracción ilegal de gasolina y gas doméstico, la petrolera a cargo de Octavio Romero Oropeza detalló que el robo de combustible se redujo más de 90 por ciento.

El 27 de diciembre de 2018, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció el inicio de una estrategia para combatir el robo de combustible, que incluyó el cierre total de algunos ductos, lo que ocasionó desabasto en algunos puntos del país.

A un año del arranque, en una presentación, Pemex informó de la cobertura de 51.5 kilómetros de tubería con colchacreto, de los cuales 16.5 kilómetros se concentraron en el ducto que corre de Tuxpan, en Veracruz, hasta Azcapozalco, en la Ciudad de México.

En segundo lugar aparece la tubería de gas doméstico que corre de Cactus a Guadalajara, que tuvo un recubrimiento de 13 kilómetros, mientras que en el poliducto de Tuxpan a Tula el revestimiento cubrió 10 kilómetros. Los otros dos poliductos de gasolina que fueron reforzados con concreto fueron el Tula-Toluca y el que corre de la misma ciudad hidalguense a Salamanca, en Guanajuato.

Estas tuberías son las que concentran más robo de combustible, con 62 por ciento del total del volumen, que el año pasado tuvo un total de 610.5 millones de litros de combustible.

El 18 de enero estalló un ducto de gasolina en Tlahuelilpan, Hidalgo / Foto: Roberto Hernández

Petróleos Mexicanos anunció que incrementará el kilometraje de poliductos recubiertos, pues pretende proteger 175 kilómetros adicionales con colchacreto en nueve tuberías, lo que representa 5.34 por ciento del total, pues tienen una longitud de tres mil 272 kilómetros. El objetivo, dijo Octavio Romero Oropeza durante la conferencia de prensa matutina de ayer, es proteger los puntos con mayor incidencia de robo.

“La última columna son 149 kilómetros de ductos que tenemos detectados como lo más conflictivos y donde están actualmente más de 95 por ciento de las tomas clandestinas. Son 149 y el objetivo de este año son (cubrir con colchacreto) 175 (kilómetros); es decir, un poquito más de los kilómetros que tenemos detectados como conflictivos, por aquello de que se pudieran ellos hacer migraciones en las tomas clandestinas”, comentó el director general de Pemex.

La empresa productiva del Estado añadió que en 2019 se redujo el número total de tomas clandestinas de 14 mil 542 a 11 mil 318.