abc Radio


Transacciones fraudulentas en línea crecerán 240 por ciento para 2020

  • Sábado 24 de diciembre de 2016
  • en Finanzas

Las actividades comerciales siempre han estado acompañadas de
riesgo, así como en la antigüedad había que cuidarse de
estafadores que usaban monedas falsas para pagar los servicios y
bienes recibidos, en la actualidad es importante cuidarse de los
sitios web falsos o de los clientes que no lo son.

La digitalización del mercado ofrece oportunidades para las
personas que comenten fraudes, el ambiente de anonimato que hay en
el uso de herramientas digitales impiden una rápida
identificación del cibercrimen.

La presentación con credenciales falsas es algo que ha cambiado
en la actualidad, ya que ahora es posible robar la identidad de las
personas al obtener sus datos mediante correos falsos, o suplantar
la imagen de alguna empresa para poder obtener ingresos a su nombre
a cambio de nada.

Por ello, la consultora Juniper Research estima que para 2020
las transacciones fraudulentas en línea tendrán un valor de 25
mil 600 millones de dólares, que comparado con 2015, que fue de 10
mil 700 millones de dólares, representa un crecimiento de 240 por
ciento.

La rapidez con la que se cometen estos ilícitos hace que los
fraudes incrementen, por lo que las empresas y usuarios en general,
deben tomar más precauciones.

En un comunicado, la consultora señaló que se debe evitar dar
datos en correos electrónicos que lo soliciten, en especial cuando
las firmas con las que suelen hacer transacciones no los solicitan
por ese medio.

Por su parte las empresas pueden acceder a herramientas nuevas
como learning machine, mediante la que es posible hacer un
análisis avanzado que reporta los hábitos de los consumidores, a
fin de poder detectar cuando se trata de un cliente o si alguien
suplantó su identidad.

De acuerdo con Juniper Research, en cuatro años los sectores de
negocio en línea que se verán más afectados serán el retail
electrónico, que representará 65 por ciento total de las estafas,
la banca, que aportará un 27 por ciento de ingreso a los
estafadores, y el boletaje de aerolíneas, que dará un 6.0 por
ciento.