abc Radio


BARACK OBAMA

El presidente Barack Obama ofrece este miércoles la última rueda de prensa de sus ocho años de mandato, dos días antes de entregar el viernes el bastón de mando a su sucesor en la Casa Blanca, el republicano Donald Trump.

Empezó su conferencia expresando sus deseos porque el expresidente George H. W. Bush y su esposa Bárbara se recuperen tras ser hospitalizados en Houston, Texas.

“Han dedicado sus vidas al país”, dijo Obama, y expresó que el matrimonio Bush “es gente buena de verdad”.

Asimismo, agradeció a los representantes de la prensa por estos ocho años de cubrir sus actividades.

 


El primer tema que tocó fue Wikileaks y defendió su polémica decisión de conmutar la pena a la exsoldado Chelsea Manning, quien en 2010 filtró un número récord de documentos secretos a WikiLeaks y de quien dijo que ha cumplido ya una “dura” sentencia a prisión.

También comentó que no presta atención “a los tuits de (Julian) Assange”, fundador de WikiLeaks y quien ha dicho que está dispuesto a ir a Estados Unidos si se garantizan sus “derechos”.

 

 

Por otra parte, afirmó que es de interés de Estados Unidos tener relaciones constructivas con Rusia, pero pidió a su sucesor Donald Trump que no “confunda” el objetivo de las sanciones que su gobierno impuso a Moscú y que están relacionadas con el conflicto en Ucrania.

Se refirió a las recientes declaraciones de Trump al diario The Times, en las que apuntó a la posibilidad de poner fin a las sanciones contra Rusia por la anexión de Crimea y la injerencia en Ucrania a cambio de un nuevo recorte de los arsenales nucleares.

Además, defendió su decisión de eliminar la política de “pies secos, pies mojados” para los indocumentados cubanos y dijo que ya no tenía sentido dentro del proceso de normalización de las relaciones con Cuba.

Esa política trataba a los cubanos de forma “completamente diferente” a otros inmigrantes procedentes de países como El Salvador o Guatemala, recordó.

Sobre Israel, expresó que no ve posible que pueda seguir siendo “judío y democrático” si no se consigue una solución de dos Estados y aseguró que al final de su Presidencia ha tratado de enviar un mensaje a su aliado de que esa posibilidad puede estar esfumándose.

“(Sin una solución de dos Estados) no veo cómo este asunto puede resolverse de una forma que mantenga a Israel como país judío al mismo tiempo que democrático”, dijo.

Cuestionado sobre qué hará tras dejar la presidencia el próximo viernes, Obama confesó que quiere pasar más tiempo con su esposa Michelle y con sus hijas.

“Quiero escribir, estar en silencio… no quiero hablar tanto”.