abc Radio


Del mundo del espectáculo a la política

  • Jueves 7 de junio de 2018
  • en Gossip

Para algunos el mundo del espectáculo y la política van de la mano y no están equivocados, en estos tiempos caras conocidas ya sea de la música, televisión, teatro, cine y otros medios de comunicación son invitados por partidos políticos para unirse a sus filas y contender por una curul ya sea en el Senado o en la Cámara de Diputados, alcaldías o incluso jefaturas delegacionales.

Algunos miembros de la comunidad artística tienen una vocación política o de participación ciudadana, al margen de su trabajo histriónico que les ha permitido explorar el terreno de la política y en algunos dejando una buena experiencia en el cargo asignado.

En este universo de actores, María Rojo, logró cambiar la ley para estimular el cine mexicano y Silvia Pinal, quien al convertirse en senadora logró beneficios para el teatro en nuestro país con la creación de Protea.

UNA RELACIÓN CON HISTORIA

Vale la pena citar a los artistas que saltaron de la ficción a la política desde los años treinta, cuando el cine y la radio subía a un pedestal a los actores que tenían más fama en nuestro país, que les permitió estrechar un lazo fuerte entre el mundo de la política y el artístico.

En la década de los 30, cuando los nombres de Jorge Negrete, Fernando Soler, María Teresa Montoya y Mario Moreno
Cantinflas
eran los que más sonaban en aquel tiempo, fueron los pioneros en la creación de la Asociación Nacional de Actores (ANDA) que tuvo mucho peso por décadas y por ello, estuvieron también bajo los reflectores de la política, ¿qué mejor manera de atraer votos que en voz y rostro de los famosos?

Uno de los casos más sonados fue el de Consuelito Velázquez, quien de la mano del Partido Revolucionario Institucional (PRI), formó parte de la Cámara de Diputados de 1979 a 1982, le siguió en fama Silvia Pinal, quien empezó como diputada federal de 1991 a 1994 y se postuló a la Asamblea Legislativa hasta 1997, ese mismo año, lanzó su candidatura al senado de la República, logrando un espacio de la mano del PRI hasta el año 2000 cuando a casi una década como servidora pública le dijo adiós al política.

También en 1997 otra actriz se robaba los reflectores, María Rojo se lanzaba como diputada federal y logró conquistar su silla, abanderada por el Partido de la Revolución Democrática (PRD), durante su gestión logró grandes avances en la Ley de Cinematografía, con incentivos para la creación de más cine mexicano.

María Rojo, quien contaba ya con mucho apoyo del gremio actoral por los logros alcanzados, se lanzó en el año 2000 por la Jefatura Delegacional de Coyoacán y arrasó, durante su gestión preparó el camino para contender en el 2006 a la Cámara de Senadores por parte del PRD y logró su cometido, ahí continuó con su lucha por mejoras en el rubro del espectáculo con algunos resultados positivos. Se retiró de la política en el 2012 cuando culminó su gestión.

undefined

Laura Zapata fue otro rostro conocido que intentó hacer carrera política, después de su desagradable experiencia por vivir un secuestro junto a su hermana Ernestina Sodi en el 2003, contendió para Diputada Federal por parte del PAN, su lema de campaña fue combatir al secuestro y la delincuencia pero no tuvo eco, fracasó y perdió la batalla y hasta la fecha no ha vuelto a intentar sumarse a la política.

Ese mismo año, Erick del Castillo fue convencido para participar contender por la Jefatura Delegacional de Tlalpan por parte del PRD, pero perdió la contienda interna con su compañero de partido Carlos Imaz.

Uno de los casos más sonados es el de la actriz y conductora Carmen Salinas, quien va y viene de la política, actualmente es diputada plurinominal por parte del PRI y en esta lista, también está Alejandro Camacho, quien buscó ser Diputado Federal por parte del Partido Encuentro Social en Puebla, mismo que buscó lanzar a Carlos Villagrán, mejor conocido como
Quico
, de
El chavo del ocho
, en Querétaro. Camacho perdió la batalla.

Damián Alcázar y Héctor Bonilla fueron parte de la Asamblea de Constituyente por parte de Morena. Ambos cumplieron su papel y dejaron sus puestos en este año.

NUEVOS ROSTROS SE LANZA EN CAMPAÑA

Pero en este 2018, Eduardo Capetillo, actor y cantante busca adjudicarse la alcaldía de Ocoyoacac, Morelos, y su candidatura fue válida, pues desde hace 15 años radica en estas tierras.

Otras figuras del espectáculo que se dejan seducir por el poder de la política y Jorge
Coque
Muñiz, es candidato a diputado de la Asamblea Legislativa de la CdMx por Coyoacán.

A la lista de famosos por un cargo político, destacan Sergio Mayer y Ausencio Cruz, quienes desean ser diputados federales apoyados por Morena, Partido del Trabajo y Partido Encuentro Social, teniendo como compañero de lucha a Ernesto D'Alessio, quien contenderá para diputado federal plurinominal por la misma coalición.

Esta misma terna de Morena, PT y PES apoyan en provincia a otras figuras del espectáculo como es el caso de la periodista Lilly Téllez, quien desea ser senadora por Sonora y Susana Harp, quien desea el mismo cargo, pero por Oaxaca.

Otro rostro conocido y querido por el público es la actriz María Elena Saldaña
La Güereja
, quien se apuntó por parte de Panal y Nueva Alianza para diputada federal, teniendo como compañeros de fórmula a Gabriela Goldsmith y Ernesto Laguardia.

Mientras que el Partido de la Revolución Democrática (PRD) convenció a la cantante Darina Márquez Uribe ganadora del reality show
Operación Triunfo
para contender como futura senadora por Hidalgo, mientras que Rocío Banquells luchará para lograr una curul como diputada local de la Ciudad de México.

Quien da una sorpresa por su regreso a la política es María Rojo quien hará mancuerna con el exfutbolista Manuel Negrete, ambos reclutados por Morena para lograr la alcaldía de Coyoacán, mientras que el actor Alfredo Adame con la bandera del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) va por la alcaldía de Tlalpan.