abc Radio


El gasto ideal es de 12 mil mdp: Edgar Elías Azar

El presupuesto ideal para el Tribunal Superior de Justicia de la
Ciudad de México (TSJCdMx) de 2017 sería de 12 mil millones de
pesos, el doble de lo que se gastó este año y el triple de lo que
se propuso, apuntó ayer su titular, Edgar Elías Azar.

En entrevista, el magistrado comentó que en 2017 la carga de
ese órgano judicial se incrementará con las nuevas reformas
legales, por lo que se necesita muchísimo dinero.

Sin embargo, reconoció que “el jefe de Gobierno ha sido muy
generoso con el Tribunal, ha apoyado en todo, hemos podido sacar
todos los proyectos adelante, y yo espero que la Asamblea, digamos,
nos haga un presupuesto más real al Tribunal Superior, porque lo
que no puede ser es que tengamos un presupuesto de un peso y
estemos gastando 1.50, que es lo que está sucediendo”.

Mencionó que entre los nuevos retos constitucionales que
enfrentará el TSJCDMX están el atender las reformas laboral,
familiar, civil y mercantil, de esta área, apuntó, el Congreso de
la Unión aprobó recientemente una modificación que cierra todo
el procedimiento oral.

“El penal no es el más importante, el de mayor peso es el
familiar, y luego le sigue el mercantil, y al final, en la cola
está el penal”, enumeró Elías Azar.

En cuanto a la autonomía del TSJCDMX , dijo que habrá que
esperar cómo queda en la Constitución de la Ciudad de México y
si a las alcaldías les van a dar independencia financiera,
orgánica, administrativa; manifestó su esperanza de que el
Tribunal que preside sea un poquito más importante o de igual
relevancia.

En otro tema, dijo que hay que dejar respirar al Nuevo Sistema
de Justicia Penal, que camine en el campo de los hechos, pero, como
otros, se le requieren hacer ajustes.

“Nosotros tenemos ya un listado, no largo, de sugerencias de
reformas que ya les fueron entregadas al consejero jurídico del
jefe de Gobierno; y les fueron entregadas al consejero jurídico
del Presidente de la República. Yo estoy seguro que van a atender
algunas, no en este periodo que ya está prácticamente concluido,
pero sí en el próximo, se van a convertir en iniciativa por lo
que ven a la legislación local, y en iniciativa, así lo espero,
por lo que vea la legislación federal”, planteó Elías
Azar.

Uno de los temas controversiales es el llamado de “la puerta
giratoria”, el cual obedece a que en la reforma penal, en la
Constitución hay una serie de delitos en el que el imputado tiene
que enfrentar su proceso privado de la libertad.

Pero ese listado es un listado muy corto, y, en consecuencia, lo
que tiene que hacer el Ministerio Público es convencer al juez de
que esa persona no puede estar en libertad provisional en aquellos
delitos que no vengan en la lista.

“Es decir, si el delito que se le imputa a alguien no viene en
la lista, el Ministerio Público tiene que convencer al juez de que
esa persona no debe estar en libertad, y si está en libertad es
porque no aportó elementos suficientes como para que enfrente su
proceso privado de la libertad”, expresó.

Finalmente, opinó que no en todos los casos se justifica el
tema de que estén privados de la libertad, y hasta ahora la
Procuraduría General de Justicia capitalina ha hecho muy bien su
trabajo, con algunas absoluciones, como las tenía en el sistema
tradicional, “en fin… o sea, va caminando bien, está
respirando bien el procedimiento penal”.