abc Radio

En Morena pueden elegir dirigencia con encuesta, determina Tribunal

La Sala Superior le dio la razón a Alejandro Rojas Díaz Durán quien impugnó el método de votación que dictó la Comisión de Honestidad y Justicia del partido

El Tribunal Electoral de la Federación (TEPJF) abrió la puerta para que la elección del próximo dirigente nacional de Morena sea por medio de encuesta, siempre y cuando se modifiquen los estatutos del partido.

La Sala Superior le dio la razón al aspirante a la dirigencia de Movimiento Regeneración Nacional, Alejandro Rojas Díaz Durán, quien impugnó la postura de la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia donde señaló que la encuesta no era aplicable para renovar su dirigencia.

“Para la elección de sus dirigentes, Morena está en aptitud de optar por cualquiera de los métodos previstos en su estatuto o inclusive para hacer las adecuaciones a su normativa interna, o bien, tomar las determinaciones que permitan establecer reglas claras respecto de ese proceso de renovación en los términos precisados”, afirmó la magistrada Janine Otálora Malassis.

Originalmente, el presidente Andrés Manuel López Obrador sugirió a los legisladores de Morena que eligieran a su próximo dirigente nacional por medio de una encuesta, pero la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia, que preside Bertha Luján (quien aspira a la dirigencia), determinó que la elección fuera por votación de consejeros.

Esta determinación generó una división al interior del partido, pues los aspirantes a la dirigencia: Mario Delgado, Yeidckol Polevnsky y el mismo Rojas Díaz Duran, se inconformaron y éste último acudió al tribunal Electoral que le dio la razón.

El magistrado presidente, Fuentes Barrera, advirtió que la respuesta dada por la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia va más allá, “en este momento, se discute precisamente el método electivo y las reglas a aplicar para asegurar el principio de certeza”.

“Por ello, el derecho de afiliación en su vertiente de votar y ser votado de la militancia pudiera verse afectado por la respuesta controvertida, así como la propia certeza de la elección, porque tal respuesta pudiera ser determinante para establecer las reglas conforme con las cuales se realizara la elección”, afirmó.

La elección de la nueva dirigencia de Morena es el próximo mes, y para limar asperezas todos los aspirantes acordaron que se reunirán antes de la elección para definir cuál será el método, aunque la mayoría se inclina por la encuesta.