abc Radio

Inai ordena dar a conocer quién realizó el Censo del Bienestar

El comisionado Joel Salas Suárez, dijo que conocer esta información es clave para determinar si el Censo del bienestar es pertinente para los objetivos del gobierno federal

La Secretaría de Bienestar deberá dar a conocer el nombre de la empresa, organización civil o dependencia que realizó el Censo del Bienestar del Gobierno Federal, así como la metodología utilizada para obtener la información, ordenó el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (Inai).

El comisionado Joel Salas Suárez, dijo que conocer esta información es clave para determinar si el Censo del bienestar es pertinente para los objetivos del gobierno federal, como la identificación de personas susceptibles de ser beneficiario de un programa social.

“Los padrones de beneficiarios de programas sociales son un instrumento útil para controlar la focalización, la administración de los recursos asignados y los resultados alcanzados por dichos programas. Un padrón diseñado adecuadamente es, en consecuencia, un instrumento útil a las autoridades para gestionar adecuadamente los programas sociales, así como para rendir cuentas a los beneficiarios y a la ciudadanía en general”, dijo.

Con el Censo del Bienestar, el gobierno federal pretende localizar a más de 20 millones de mexicanos que pueden ser beneficiarios de algún programa social, como la pensión de adultos mayores, el apoyo a personas con discapacidad o alguna beca para jóvenes estudiantes o que pretenden ingresar al mercado laboral.

Sin embargo, hasta el momento se desconoce la metodología con la que se levanta el censo, por lo que un particular pidió dicha información a la Secretaría de Bienestar, recibiendo de respuesta que dicha dependencia es incompetente en dicho tema. La respuesta fue impugnada y el Inai le da la razón al particular.

“Según el Coneval y organizaciones de la sociedad civil especializadas, un padrón único sería un registro accesible y transparente de toda la población potencial de programas sociales y la puerta obligatoria de ingreso y asignación a ellos, que serviría para tener un mejor seguimiento y control sobre el gasto en desarrollo social y permitiría identificar duplicidades y complementariedades”, añadió el comisionado.