abc Radio


México con violaciones de derechos humanos por parte del Ejército: HRW

  • Viernes 13 de enero de 2017
  • en México

La organización Human Rights Watch (HRW) dio a conocer su informe sobre la violación a los derechos humanos durante 2016, indicando que en el caso de México, la lucha contra la violencia vinculada al narcotráfico y la delincuencia organizada ha llevado a que militares perpetraran violaciones generalizadas de derechos humanos.

En su capítulo dedicado a nuestro país, la organización señala que hasta julio, la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) había recibido casi 10 mil denuncias de abusos perpetrados por el Ejército desde 2006, incluidas más de dos mil durante el Gobierno actual, y hubo más de cien casos de graves violaciones de derechos humanos cometidas por militares.

HRW refiere que en este rubro el gobierno ha conseguido pocos avances en el juzgamiento de los responsables de abusos, y menos aún en la gran cantidad de abusos cometidos por soldados y policías desde que el expresidente Felipe Calderón (2006-2012) inició la “guerra contra el narcotráfico” en México.

Al referirse a las desapariciones forzadas, Human Rights Watch sostiene que en agosto de 2016 el Gobierno informó que aún se desconocía el paradero de más de 27 mil personas informadas como extraviadas desde 2006. “En 2013 creó una unidad dedicada a la investigación de desapariciones, que en octubre de 2015 pasó a ser una Fiscalía Especial. Sin embargo, al ser consultados en abril, miembros de esa fiscalía indicaron que habían presentado cargos en apenas cuatro de un total de 830 casos de desapariciones que habían empezado a investigar” indicó.

Advierte que tan solo en el caso de los 43 estudiantes desaparecidos de la normal rural de Ayotzinapa, en 2014, hasta julio, más de 100 personas habían sido imputadas por presunta participación en los secuestros y asesinatos, pero a la fecha ninguna había sido condenada.

“La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) concluyó que 80 por ciento de los presuntos responsables detenidos en relación con el caso Ayotzinapa, presentaban lesiones físicas probablemente causadas por maltratos y torturas”. Al hacer referencia a las ejecuciones extrajudiciales, la organización refiere que en 2014, el Relator Especial de la ONU sobre las ejecuciones extrajudiciales, sumarias o arbitrarias señaló que en México “sigue produciéndose un número alarmante” de ejecuciones extrajudiciales por miembros de las fuerzas de seguridad mexicanas, en un clima de impunidad “sistemática y endémica”.

Mientras que en agosto de 2016, la CNDH concluyó que policías federales habían ejecutado arbitrariamente a 22 de 42 civiles que murieron en un enfrentamiento en 2015 en Tanhuato, Michoacán y se concluyó que los policías mataron a 13 personas con disparos por la espalda, torturaron a dos detenidos y quemaron vivo a un hombre, y luego, para justificar las muertes, manipularon el lugar de los hechos corriendo cuerpos y colocándoles armas para incriminar a estas personas.

Refiere que nadie ha sido condenado en el caso de Tlatlaya, donde 22 civiles murieron a manos de soldados en 2014, y según testigos y la CNDH, 12 de las víctimas fueron ejecutados extrajudicialmente. En mayo de 2016, un tribunal federal absolvió al menos a ocho soldados imputados por homicidio.

en Tlatlaya.

Según la CNDH, agentes de la Procuraduría del Estado de México intentaron encubrir la participación delictiva de militares en el caso Tlatlaya torturando a testigos para obligarlas a que prestaran testimonios falsos. En julio, las autoridades indicaron que siete u ocho investigadores serían despedidos y otros 22 suspendidos —tan sólo durante un mes— por conducta indebida, pero no hubo condenados en relación con el encubrimiento