abc Radio


Cárteles mexicanos y Estado Islámico son amenazas para Texas

  • Domingo 5 de febrero de 2017
  • en Mundo

Dallas.- Los cárteles mexicanos y la gama de actividades
criminales que ejecutan en México y en Estados Unidos, así como
el grupo yihadista Estado Islámico (EI) representan un elevado
riesgo para la seguridad de Texas, señaló un estudio.“La
amenaza de los cárteles mexicanos es particularmente alta debido a
su amplia gama de actividades criminales en México y en Texas”,
indicó el reporte anual Resumen de Amenazas de Seguridad Pública
de Texas 2017, emitido por el Departamento de Seguridad Pública
(DPS) del estado.

Sobre el EI, el informe señaló que se espera que su amenaza
"persista” a lo largo del año “debido al número relativamente
alto de arrestos relacionados con el terrorismo, ataques frustrados
y la prevalencia del reclutamiento en línea”.

"A medida que el terrorismo se ha desagregado, las comunidades
en Texas y en toda la nación se enfrentan a una mayor amenaza de
terrorismo y el potencial continuo de ataques contra civiles y
miembros de la policía es una preocupación seria", dijo en un
comunicado el director del DPS de Texas, Steven McCraw.

En cuanto a los cárteles mexicanos, apuntó que “los miembros
y asociados de estos grupos criminales están involucrados en el
contrabando transfronterizo de personas, armas, drogas y dinero en
efectivo”.

“Sus operaciones se ejecutan, o bien directamente por parte de
miembros del cártel, o indirectamente a través de organizaciones
criminales afiliadas que pagan honorarios por el tránsito a
través del territorio del cártel”, explicó el documento de la
inteligencia estatal.

El reporte aseguró que “ocho principales” cárteles
mexicanos operan en Texas y que estos han reclutado pandillas
trasnacionales y estatales para apoyar sus operaciones de tráfico
de drogas y de seres humanos a ambos lados de la frontera.

El informe, además, identificó varias otros riesgos para la
seguridad de los texanos, incluyendo el de las pandillas
trasnacionales, cuya “propensión a la violencia y a muchos tipos
de actividades delictivas es persistente”.

“Mientras que las concentraciones más grandes de la actividad
de las pandillas se dan en las áreas metropolitanas más grandes,
sus miembros también actúan en los suburbios circundantes y en
áreas rurales. Su actividad es especialmente frecuente en algunos
de los condados adyacentes a México”, señaló.

El resumen identificó también como riesgo para los texanos a
las amenazas internas de extremistas antigubernamentales violentos,
a la luz de incidentes registrados en Oregon en 2014 y Nevada a
principios de 2016, así como una serie de emboscadas y asesinatos
de policías.

El reporte incluyó también como amenazas a la seguridad el
daño potencial de desastres naturales, como inundaciones,
huracanes, incendios forestales, tornados y sequías.

Texas tiene la marca de más declaraciones de desastres
importantes que cualquier otro estado en Estados Unidos. Estos
desastres causan pérdidas de vidas, daños a la infraestructura y
miles de millones de dólares en daños a bienes personales y
pérdidas económicas.

El informe fue elaborado con base en datos y perspectivas
recogidas de múltiples corporaciones de policía y organismos de
aplicación de la ley y de seguridad nacional e incluye una
descripción del enfoque sistemático del estado para detectar,
evaluar y dar prioridad a las amenazas a la seguridad pública.

/eds