abc Radio


Miguel Díaz-Canel, el candidato del recambio generacional que promete “continuidad” del socialismo en Cuba

  • Domingo 26 de noviembre de 2017
  • en Mundo

Los cubanos votan hoy en unos comicios municipales que son el arranque del proceso electoral que marca un recambio generacional en el poder, con el primer vicepresidente Miguel Díaz-Canel, que apostó hoy por la "continuidad" del socialismo, como previsible heredero de Raúl Castro en ese cargo.

"Yo no concibo las rupturas en nuestro país, creo que ante todo tiene que haber continuidad", dijo Díaz-Canel, de 57 años, a la prensa después de depositar su voto en un colegio electoral de la capital cubana.

Díaz-Canel, designado por el propio Raúl Castro como su "número dos" en 2013, suena como el aspirante más plausible para suceder al mandatario, cuando éste deje la Presidencia en febrero de 2018, a los 86 años, como ha prometido insistentemente.

Aunque eludió pronunciarse sobre la posibilidad de que sea el próximo dirigente de Cuba, Díaz-Canel aseguró que en el futuro "habrá presidentes siempre defendiendo la Revolución y serán compañeros que saldrán del pueblo".

"Hoy estamos haciendo un voto por la Revolución, la patria y el socialismo", lo que enviará "un mensaje a los que quieren hacer cambiar o imponer condiciones de que este es un pueblo que no se va a doblegar", señaló en referencia a las nuevas tensiones con EE.UU., que ha impuesto a la isla nuevas sanciones tras la llegada al poder de Donald Trump.

 

Cubanos van a las urnas sin candidatos opositores y en busca de sucesor de Raúl Castro

 

Los cubanos eligen este domingo a sus autoridades municipales, en unos comicios sin candidatos opositores y que conducen a la elección del sucesor de Raúl Castro en 2018, en lo que sería el primer relevo generacional en casi seis décadas.

 

Más de ocho millones de cubanos mayores de 16 años (en una población de 11,2 millones), fueron convocados a elegir por voto directo y secreto a 12.515 concejales entre unos 30.000 candidatos propuestos a mano alzada en asambleas vecinales, ninguno de ellos miembro de la disidencia.

 

Los comicios se celebran un día después de la conmemoración del primer aniversario de la muerte de Fidel Castro, quien puso en vigor en 1976 el singular sistema político-electoral de Poder Popular, que La Habana defiende como "el más democrático y transparente" y la disidencia tacha de "farsa".

 

"Estamos votando por la patria, por la revolución, por el socialismo", afirmó tras ejercer su voto en La Habana el vicepresidente primero, Miguel Díaz-Canel, en declaraciones divulgadas por la televisión local.

 

Los comicios municipales son el primer paso del proceso que debe terminar en febrero -en fecha aún por fijar- con la elección del sustituto del presidente Raúl Castro, de 86 años, poniendo en marcha el primer relevo generacional en casi 60 años de gobierno comunista.

 

Su sucesor no debe apellidarse Castro ni formar parte de la vieja guardia histórica de la revolución, todavía en el poder.

 

Todos los pronósticos apuntan a Díaz-Canel, un ingeniero de 57 años que, de la mano de Raúl, fue trepando en tres décadas por los escalones del poder.

 

Sin embargo, nada indica que el general-presidente dejará la jefatura del gobernante Partido Comunista (PCC, único), principal cargo político del país, antes de su próximo Congreso en 2021. Tendrá para entonces 90 años.