abc Radio


Tribunal de Brasil bloquea cuatro cuentas bancarias de Lula

  • Miércoles 19 de julio de 2017
  • en Mundo

Brasilia.- La Justicia brasileña informó hoy
que bloqueó cuatro cuentas bancarias pertenecientes al
expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva, condenado en
primera instancia a nueve años y medio de prisión por presunta
corrupción.

El bloqueo ya ha sido acatado por el Banco
Central y afecta a cuatro cuentas en las que, en total, estaban
depositados 606.727 reales (unos 192.002 dólares), según indicó
la propia entidad.

La decisión que
impide a Lula hacer uso de esos fondos fue tomada por el juez
federal Sergio Moro, responsable de las investigaciones sobre la
red de corrupción que operó en la estatal Petrobras, en las que
fue incluido el expresidente, condenado por corrupción y lavado de
dinero a nueve años y seis meses de cárcel.

Según el tribunal, la intención de ese bloqueo es
"garantizar" recursos para eventuales sanciones pecuniarias que
serían aplicadas a Lula en caso de que la sentencia sea confirmada
por un tribunal superior.

Esa causa, una de las cinco abiertas contra
Lula en la justicia penal, se fundamenta en la supuesta entrega al
exmandatario de un apartamento en el balneario paulista de Guarujá
por parte de la constructora OAS, a cambio de presuntos "favores
políticos".

Lula, quien ha negado
todos los cargos, sostiene que es inocente y víctima de una
"persecución política y judicial" que tendría como objetivo
impedir que postule nuevamente a la presidencia, que ejerció entre
2003 y 2011, en las elecciones del año próximo.

Sus aspiraciones, sin embargo, dependerán del
fallo en segunda instancia, pues si la sentencia dictada por Moro
fuera ratificada las leyes electorales le impedirían postular para
cualquier cargo público.

Lee también | 

Justicia niega primera apelación de Lula contra su condena a prisión

La defensa de Lula ya ha presentado una primera
apelación a la condena proferida por Moro, quien la negó esta
misma semana.

En esa acción, sus
abogados alegaron que existen documentos que fueron presentados al
tribunal y desconsiderados por Moro, entre los cuales estaban
declaraciones de testigos y certificados que pudieran probar que la
verdadera propietaria del apartamento sigue siendo la empresa
constructora.

Moro, sin embargo, sostuvo
que "no existen ni omisiones, ni oscuridades ni contradicciones en
la sentencia", que será analizada por un tribunal federal con sede
en la ciudad de Porto Alegre, al que deberán ser dirigidas las
próximas apelaciones.

/amg