abc Radio


Se prepara Santuario de Chalma para Semana Santa

  • El señor milagroso ya espera ansioso a sus visitantes

Filiberto Ramos / El Sol de Toluca

CHALMA, Méx. (OEM-Informex).- Cae la mañana en Chalma. El alboroto de rezos, sermones, aún no dejan eco, pero sí el zumbido de las chicharras (especie de escarabajo) que cantan en lo alto de los copos de los árboles, y que bajan del cerro de las Cruces como chillidos; faltan unos días para Semana Santa, pero el pueblo ya se prepara.

En la entrada al Santuario, donde está el antiguo ahuehuete del río, son pocas las vendedoras de coronas que invitan a los visitantes, y que pisan por primera vez la tierra del Señor de Chalma, pero en unos días, incluso las flores harán falta.

¡A 20 se la damos, mire le queda bien, para que lo bendiga nuestro Señor de Chalma! -oferta una de las vendedoras a los pocos peregrinos y visitantes que hasta ayer bajaron las curvas culebreadas de la carretera que llega de Ocuilan o Malinalco.

El padre Pablo Torres explicó que se espera la bajada hasta el Santuario de al menos un millón de personas, que llegarán entre el Domingo de Ramos, el Jueves y Viernes Santo, así como el Sábado de Gloria y el Domingo de Resurrección.

“Todos vienen con propósitos diferentes, a pedir y otros a agradecerle por las bendiciones y milagros dados, para ponerse el agua bendita o cumplir su manda”, explicó el sacerdote, quien es parte del grupo que celebrará las misas la siguiente semana.

En las calles empedradas que bajan a la orilla del río donde está el santuario agustino, se miran a los oriundos alistar las fachadas de sus negocios y casas para recibir a los visitantes, apurados corren de un lado a otro, mientras que en su mayoría de los artesanos y comerciantes, aún tienen sus puestos envueltos entre lonas y lazos, pues faltan días para la venta grande.

Incluso desde lejos se alcanza a ver a tres ágiles albañiles que cuelgan desde lo alto de la cúpula del Santuario, al que le afinan detalles de pintas y repellados.