abc Radio


Gobernadores exigen a AMLO no politizar la crisis de inseguridad

  • Alejandra Trujillo
  • Jueves 19 de diciembre de 2019
  • en Política

Los integrantes de la Conago calificaron como una falacia las reuniones mañaneras con los gabinetes de seguridad

La seguridad pública y la justicia son las únicas dos facultades del Estado mexicano que no pueden ni deben ser delegadas, enfatizó el mandatario de Querétaro y líder de la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago), Francisco Domínguez Servién, al sostener que para garantizar la paz social no se debe partidizar ni ser mezquinos.

Durante la XLV sesión ordinaria del Consejo Nacional de Seguridad Pública, ante el presidente Andrés Manuel López Obrador y el secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo Montaño, Domínguez Servién lanzó un exhorto para que todos los funcionarios públicos cumplan con la Constitución.

Los gobernadores le reclamaron a Durazo Montaño que en materia de seguridad no se les está midiendo con base a lo que dicta la ley, como el desempeño de las fiscalías locales o la certificación de mandos policiales, luego de que el martes, durante la mañanera el Presidente balconeó a los mandatarios que no asisten a las mesas de seguridad matutinas.

 

Por su parte, el secretario de Seguridad Pública, durante su discurso de arranque de la sesión, pidió a los gobernadores no lavarse las manos y atorar todos juntos o fracasar por separado en el restablecimiento de la paz.

“Todos debemos estar a bordo de este proceso, sobran circunstancias en las que quisiéramos lavarnos las manos, pero o le atoramos juntos o fracasamos por separado, nadie debe de sustraerse a la tarea que le corresponde el mandato de todas y todos los mexicanos”, expresó.

En respuesta, Francisco Domínguez exigió no partidizar el tema de seguridad y no evaluar la atención al problema con un mero pase de lista, sino con “indicadores de resultados, indicadores que se traduzcan en condiciones de certeza y de paz que pongan al centro la tranquilidad de las familias mexicanas”.

“No debe partidirizarse y ser mezquinos con la seguridad de todos los mexicanos, por eso el debate público que requiere la política para lograr los acuerdos y convenir los dicensos, requiere comprensión”, sentenció.

Sin embargo, el presidente López Obrador continuó exigiendo a todos los gobernadores que sesionen todos los días en punto de las seis de la mañana con los gabinetes de seguridad, tal y como delineó en la estrategia nacional.

“Tiene que haber perseverancia y como aquí se mencionó, atención directa de las más altas autoridades, no delegar la atención al problema de la inseguridad y la violencia, asumirlo nosotros de manera directa”, exhortó en su discurso.

Por su parte, el gobernador de Guanajuato, Diego Sinhue Rodríguez, quien según Presidencia sólo tenía cinco asistencias a las mesas, aseguró que hasta se sube al helicóptero en los operativos y realiza toma de decisiones, mientras que un conteo de delitos en Power Point lo puede recibir hasta en el celular.

“Yo estoy en los operativos, yo ando en el helicóptero, eso para mí no es delegar. El diario estar recibiendo un Power Point, lo puedes recibir por WhatsApp, creo que ahí está la diferencia. Yo creo que ahí no se puede politizar el tema, yo lo que pido es que si en algo debemos de trabajar en conjunto es el

GOBERNADOR DE CHIHUAHUA

Por su parte, el gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez Calderón, dijo que se requiere una estrategia por regiones y defendió que sí atiende el problema, tanto que su entidad bajo 11 lugares en los índices delictivos.

Al someterse a votación los acuerdos de seguridad, el gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, se abstuvo, porque considera que sólo se enfocaron en las fórmulas sin resolver el problema de fondos: la entrega de recursos a los cuerpos policiacos.