abc Radio


Detienen a mujer por darse un ‘buen fin’, roba comida para bebé, yogurt y jabón de ropa

  • Sábado 18 de noviembre de 2017
  • en Justicia

Una mujer que quizo darse un “buen fin”,  robándose mercancía, principalmente alimentos en una tienda de Walmart, el único fin que tuvo fue el Ministerio Público, en la colonia Buenavista en la delegación Cuauhtémoc.

Cabe señalar que se llevaba
alimentos destinados para niños,
como gerber y pediasure, además de una charola de carne, mermelada y yogur,  entre otros artículos para comer y lavar ropa, nada de artículos caros o de lujo.

La Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México (SSP-CDMX), informó que uniformados adscritos a la Policía Auxiliar (PA) del sector 52, detuvieron a la mujer, relacionada con el delito de
robo en establecimiento mercantil.

Al efectuar su rondín de vigilancia, los policías fueron requeridos en la avenida de los Insurgentes Norte y la calle Jesús García, colonia Buenavista, en la tienda de autoservicio, con razón social “Walmart”.

En el lugar personal de seguridad, detectó a la imputada, cuando sustraía mercancía con un valor de mil 80 pesos, sin efectuar el pago correspondiente en la caja.

A la mujer, quien dijo tener  65 años de edad, y de acuerdo con el protocolo de actuación policial, se le comunicó su derecho a permanecer callada, contar con un abogado y avisarle a un familiar de su detención por parte de la policía de la Ciudad de México.

En consecuencia, la detenida, la mercancía recuperada y un representante de la parte afectada, fueron trasladados a la Coordinación Territorial de Seguridad Pública y Procuración de Justicia en CUH-2, donde se le dará a conocer su situación jurídica en tiempo y forma, por el delito de robo a negocio sin violencia.

Cabe señalar que clientes que fueron testigos de la detención, comentaron que “así se hubieran puesto los de la tienda, cuando turbas de personas se metieron hace meses a varios Walmart  y Aurrera, con el pretexto de que subió la gasolina,  e impunemente se robaron pantallas, computadoras, celulares, aparatos electrodomésticos, línea blanca y otros costosos artículos, sin que nadie los detuviera, lo que contrasta con lo sustraído por la sexagenaria quien al parecer robó por hambre”.