abc Radio


Exigen mayor seguridad para la UACM de Iztapalapa

  • Miércoles 5 de septiembre de 2018
  • en Justicia

C
ansados de los asaltos con violencia, estudiantes de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM) y vecinos de Lomas de San Lorenzo, en Iztapalapa, bloquearon ayer avenida Tláhuac para exigir a las autoridades capitalinas, delegacionales y del plantel, mayor seguridad.

Desde el acceso principal al plantel, estudiantes y vecinos relataron sus quejas que incluyeron robos a mano armada, falta de luminarias, asaltos en autobuses y en torno de las instalaciones, robos de autopartes, hallazgos de cuerpos en calles aledañas.

Mayte Mena, estudiante de la UACM plantel Iztapalapa, señaló que los delincuentes abordan “más a las mujeres, no quiere decir que los hombres no están descartados, pero ante un asalto qué podemos hacer, todos estamos vulnerables ante esta situación”.

La joven acusó que por lo menos desde 2013 el entorno de inseguridad en el plantel se agravó y eso los obligó a salir a bloquear avenida Tláhuac, con lo cual consiguieron que por un año se detuvieran los asaltos en microbuses.

“Desde 2013 hemos estado solicitando que traigan a elementos de la Secretaría de Seguridad Pública para que den rondines durante el día, sin embargo, no se ha dado respuesta positiva al respecto, de la misma manera la delegación y autoridades del plantel. Todo queda en promesas”, lamentó.

Algunos de los puntos rojos que han identificado son la Avenida 4, las calles San Isidro y Providencia, Jacarandas, Gladiola, avenida Del Árbol; “todas esas calles son las transitadas por estudiantes a los que han estado asaltando”, dijo Mena. Arturo Rivas, miembro del plantel, refirió que “también hay inconvenientes en el ingreso a la Universidad; debemos ingresar con una credencial para acreditar que somos estudiantes y hay veces que no la piden y se permite el ingreso de cualquiera, también hay robos adentro”.

El señor Juan José Valdez, vecino y estudiante de la UACM, comentó que sobre la calle 4 se han encontrado cuerpos desmembrados y que la venta de drogas en las Unidades Habitacionales cercanas genera un clima de inseguridad. “Vemos hasta tres asaltos por día”, alertó. Añadió que al estar en los límites de las delegaciones Iztapalapa y Tláhuac, ambas administraciones se “avientan la bolita” y evaden la responsabilidad de atender las demandas de seguridad de la comunidad estudiantil y los vecinos, por lo que decidieron tomar las calles.