abc Radio


Gobierno está dispuesto a ajustar estrategia de seguridad ante aumento de criminalidad

  • Jueves 22 de febrero de 2018
  • en Justicia

Ante el incremento de la violencia y la criminalidad, los asesinatos de periodistas y defensores de derechos humanos, así como actos de tortura por parte de elementos policiacos en México, que reporta en su más reciente informe Amnistía Internacional, el Gobierno federal está dispuesto a modificar su estrategia en materia de seguridad.

El Vocero de la Presidencia de la República, Eduardo Sánchez Hernández, mencionó que en coordinación con las autoridades estatales y municipales, el Gobierno está en la mejor disposición de corregir o hacer ajustes a la estrategia de seguridad.

En un mensaje a medios, con el Secretario de Turismo, Enrique de la Madrid Cordero, en Los Pinos, el Coordinador General de Comunicación Social, señaló que hasta ahora el desempeño de las fuerzas federales ha tenido buenos resultados.

“Ante este rediseño de las fuerzas federales y el trabajo de coordinación con los estados, está dando buenos resultados, estamos atendiendo principalmente las zonas que presentan mayor índice delictivo, hay una estrecha coordinación con las policías locales de estos lugares por supuestos con los gobiernos locales.

“Y por supuesto que estamos dispuestos a hacer los ajustes y las correcciones que fueran necesarios en esta estrategia de seguridad que implementa, en coordinación con todos los gobiernos de los estados, el Gobierno de la República”, externó.

En Washington, Amnistía Internacional (AI) denunció que aumentó la violencia y las desapariciones forzadas en México durante el 2017. En un adelanto de su informe anual sobre nuestro país, esta organización documentó que entre enero y noviembre del año pasado se registraron 42 mil 583 homicidios, dolosos y culposos.

Amnistía Internacional, destacó que al menos 12 periodistas fueron asesinados en 2017, entre ellos, Javier Valdez, corresponsal en Sinaloa del diario La Jornada y fundador del semanario Riodoce. Casos en que las autoridades no han obtenido avances significativos.