abc Radio


Reaprehenden en Arizona al extesorero del exgobernador Guillermo Padrés

  • Sábado 30 de diciembre de 2017
  • en Justicia

A 24 horas de haber logrado su libertad tras pagar una fianza en Arizona, autoridades de EU reaprehendieron al exsecretario de Hacienda en Sonora, Carlos Villalobos Organista, uno de los funcionarios involucrados en los presuntos casos de corrupción del exgobernador Guillermo Padrés.

El Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos llevó a cabo la reaprehensión, pues el exfuncionario cuenta con al menos dos órdenes de detención emitida por un juez federal con residencia en Hermosillo por los delitos de uso indebido de atribuciones y facultades, por lo que ya se agilizan los trámites para la deportación.

Villalobos Organista está actualmente en custodia del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés).

El tesorero de Padrés recuperó su libertad tras haber pasado ocho meses recluido en el Centro de Procesamiento Migratorio de Eloy en Arizona, luego que un juez federal estadounidense determinó que fuera liberado tras pagar 20 mil dólares de fianza.

Permanecía en Estados Unidos porque busca asilo debido a una “persecución política” por parte del actual gobierno de Sonora.

Villalobos Organista fue arrestado en abril pasado en Scottsdale, Arizona, luego de que su visa expirara en enero.

Villalobos ingresó a EU a través del puerto de entrada de Nogales, Arizona, en julio de 2016 como titular de una visa de no inmigrante, huyendo de la supuesta persecución del gobierno de Sonora, según dijo su abogado.

Inicialmente un juez de Inmigración ordenó la liberación de Villalobos el 22 de noviembre con una fianza de 20 mil dólares, pero los funcionarios de Inmigración colocaron una “suspensión automática” en la orden para detener su liberación.

Jesse Evans-Schroeder, abogado de Villalobos, dijo durante una audiencia que Villalobos llevaba bajo custodia ocho meses.

“Existe un cuerpo sustancial de leyes… que nos recuerda que la libertad es la norma”, expuso Evans-Schroeder.

El juez de distrito de los Estados Unidos, G. Murray Snow, estuvo de acuerdo y descubrió que la suspensión emitida por Homeland Security equivalía a una violación de los derechos del debido proceso de Villalobos, por lo que fue liberado no sin antes pagar una fianza de 20 mil dólares.