abc Radio


Se deslinda constructora de colapso en el Tiburonario

  • En Mazatlán la empresa que realizó la última etapa retiró los acrílicos con personal no capacitado

Marimar Toledo, El Sol de Mazatlán

MAZATLÁN, Sin. (OEM-Informex).- Con fotografías en mano como prueba, Omar Osuna Osuna propietario de la empresa Osuna & Osuna Arquitectura, se deslindó del colapso que registró el Tiburonario la tarde del miércoles. Como responsable de la construcción de las primeras etapas, mostró gráficas, donde al parecer la empresa que realizó la etapa final hizo el movimiento inadecuado del acrílico fisurado, con herramienta impropia se realizaron las reparaciones y ajustes de la obra.

Admitió que, efectivamente, en su etapa como constructor de esta obra se colocaron los acrílicos que fueron calculados, diseñados y fabricados por una empresa estadunidense, reconocida internacionalmente, que colocó los acrílicos con personal certificado para ese trabajo.

“Lo que puedo comentar es que nosotros trabajamos con personal altamente capacitado, por eso no está en tela de juicio la parte que realizamos nosotros, el problema vino porque al parecer se golpeó con personal no apto para esta situación”, dijo.

Osuna Osuna aseguró que está abierto para atender cualquier llamado de la autoridad judicial para presentar sus argumentos técnicos y físicos, lavándose las manos de cualquier responsabilidad de la falla de la millonaria obra, ya que no corresponde a su etapa de construcción.

Explicó que el estanque se llenó con agua salina y así permaneció un año sin presentar ningún desperfecto, tiempo en el que su etapa como constructor concluyó y también transcurrió el tiempo de sus garantías, sin problema alguno.

“Se debió a un error imprudencial al usar personal no calificado y herramientas no recomendables por la constructora responsable de la última etapa”, concluyó.