abc Radio

Dividir Telmex pone en riesgo a los telefonistas: Hernández Juárez

  • Tania Aviles
  • Lunes 7 de octubre de 2019
  • en Sociedad

El secretario general del STRM, advirtió que las dos empresas resultantes serán inviables financieramente

El secretario general del Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM), Francisco Hernández Juárez, advirtió que dividir a Teléfonos de México a más tardar el 30 de enero de 2020 pone en riesgo a 67 mil trabajadores, ya que las dos empresas resultantes serán inviables económicamente.

“No vamos a concluir el proyecto de que el 30 de enero de 2020, partan en dos a una empresa que la hacen inviable financieramente y ponen en riesgo el empleo de sus 67 mil trabajadores”, afirmó el líder de los telefonistas en entrevista con El Sol de México.

El 27 de febrero de 2017, el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) ordenó comenzar un proceso de separación de Telmex, el cual en principio debe de terminar en enero de 2020.

Hernández Juárez dijo que dividir Telmex no es el camino, y que con estas medidas todo el país va a sufrir, sostiene. “Y aunque es un recurso extremo –lo admitimos-, para el 23 de enero de 2020 vamos a emplazar a huelga por incumplimiento al contrato”

Ante este panorama, confió que el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador con una visión distinta, “nos ayude a reencauzar el problema”.

“Tenemos el compromiso del Presidente de ser intermediario sobre la base de que se respeten nuestros derechos y nuestro empleo y sobre la base de darle viabilidad económica a la empresa”.

Ratificó: “Tenemos confianza en que eso ocurra. De todas las maneras, armamos un acuerdo con la empresa que esperamos tenerlo listo en estas semanas”.

Asumió, desde su despacho de trabajo, que si bien el plazo para la separación funcional de Telmex venció el 30 de enero de 2019, se concedió la prórroga de un año: para el 30 de enero próximo “nos dio un respiro para insistir en que ese es un proyecto que no solo no va a funcionar sino que afectará nuestro empleo y prestaciones”.

Denunció que el IFT obliga a Teléfonos de México a subsidiar sus servicios en favor de la competencia y le limita el número de servicios que pueda proporcionar. “En otras palabras, le confiscaron la red”.

“Obviamente, los dueños ya no se sienten animados a invertir porque no hay retorno de inversión, porque le cambiaron el acuerdo. Y la competencia no invierte porque le están regalando el uso de la red. Y esto no se refleja en beneficio para los clientes”, dijo.

Enfatizó que en momentos en que China y los Estados Unidos están en una batalla por ver quién se adelanta en la aplicación de las nuevas tecnologías como la 5G, “nosotros estamos destruyendo la empresa más importante que tiene el país en telecomunicaciones”.

Por eso, dijo Hernández Juárez, desde el Sindicato preparan un plan para defender los derechos de los trabajadores.

¿Qué pretenden con ese acuerdo?

-Lo que buscamos es que se mantenga el mismo contrato colectivo de trabajo, que todos permanezcan en Telmex y amparados por el mismo sindicato.

Además, que la empresa tenga libertad tarifaria y acceso a videos, móviles, banda ancha y, obviamente, que América Móvil sea responsable solidaria, ante cualquier fallo desfavorable.

¿A qué atribuye esa estrategia malévola del IFT?

-La Televisora más importante de este país y de América Latina, fue clave en los ejes de este proyecto. Ellos, definitivamente, no querían a Teléfonos de México compitiendo en la pantalla. Las redacciones que el IFETEL emitió, copió lo que literalmente le dijo la Televisora.