abc Radio


Registran 5.7 millones de intentos de extorsión en la CDMX

Sólo 7 por ciento de estos fraudes se consuman; los adultos mayores, afectados en menor medida

Las personas más vulnerables en cuestión de extorsiones telefónicas son aquellas de 25 años en adelante que son económicamente activas, los adultos mayores también se encuentran en este grupo, pero en menor medida, informó Salvador Guerrero Chiprés, presidente del Consejo Ciudadano de Seguridad Pública y Procuración de Justicia de la Ciudad de México.

Aclaró que todos los grupos de personas son vulnerables a las extorsiones vía telefónica: por celular o teléfono convencional.

Dio a conocer que sólo el siete por ciento de las extorsiones, secuestro digital, amenazas o fraudes se consuman y el 85 por ciento del total de la población afectada corresponde a jóvenes mayores de 25 años.

Chiprés declaró que las extorsiones se están realizando en 92 por ciento por teléfono celular y en el 2018 se registraron cinco millones 700 mil.

“Los adultos mayores si tienen más conexión con los teléfonos convencionales, no con los digitales por lo tanto con ellos es sugerirle y nuestra campaña de esto va: hay que colgar y verificar la información, hay que denunciar, al mismo tiempo generar comunicación laboral, familiar, religiosa, autoridades, para que la amenaza disminuya”, dijo.

El consejero presidente exhortó a la población a denunciar, pues el Ministerio Público está obligado a reconocer y levantar la denuncia del ciudadano.

“Nosotros en la línea de seguridad a través de la Línea plateada es la forma en que atendemos a los adultos mayores e incluso les ayudamos presencialmente a abrir una carpeta de investigación”, dijo.

Convocó a la población a descargar la aplicación No + Extorsiones en sus celulares esto sirve para bloquear los número desde donde intentan realizar extorsiones, amenazas o fraudes.

Está a disposición de todo el país y ya se han bloqueado 150 mil números celulares.

“Con esa aplicación avanzamos mucho porque hemos depurado y han quedado eliminados de acceder a sus celulares”, destacó.

Si pasas por alguna extorsión el Consejo brinda apoyo jurídico y psicológico, en el caso del adulto mayor hasta para los momentos depresivos.

EL CASO DE DOÑA ALE

Doña Ale tiene 80 años de edad y narra a El Sol de México que esta forma de extorsionar por teléfono no es nueva, ya que hace cinco años estuvo a punto de caer en manos de extorsionadores. La técnica fue la siguiente, el teléfono de casa sonó con insistencia, cuando contestó escuchó la voz de una joven angustiada diciéndole: “Mamita, mamita, ayúdame por favor, me tienen secuestrada, me van a matar, no dejes que me maten” y como ella tiene una hija de 25 años se angustió tanto que no podía pensar.

Entonces un hombre mal hablado le dice: “Hija de la chingada, tengo a tu hija y si la quieres ver de nuevo tienes que hacer un depósito de 13 mil en Banco Azteca. No cuelgues el teléfono por nada, porque te estoy vigilando, te escucho, cualquier movimiento en falso y se muere tu hija”.

Le dieron un número de cuenta bancaria y asustada le comunicó a su esposo y ambos salieron con dirección al banco. En el camino se encontró con una vecina y no pudo contener el llanto “van a matar a mi hija, tengo que depositar 13 mil pesos”. La vecina la tranquilizó y localizaron a la hija de doña Ale en su trabajo.