abc Radio


Vivimos una semana de angustia en Michoacán: Cardenal

Por Delfino García Cortez

MORELIA, Mich.- (OEM-Informex).- "Esta semana ha sido para la
Iglesia Católica un tiempo de angustia y de dolor, aunque también
de consuelos muy grandes, sin duda la desaparición del padre José
Alfredo López Guillén, quien estaba encargado de la parroquia de
Janamuato, nos consternó", así lo expuso este día el Cardenal
Alberto Suárez Inda, ante representantes de los diferentes medios
de comunicación local.

En la conferencia de prensa monseñor Suárez Inda destacó que
desde que se recibió la noticia el pasado miércoles por la tarde,
y hasta ayer domingo por la mañana, se vivieron días de
incertidumbre, sobre todo sus familiares y su comunidad; la
difusión de algunas noticias e interpretaciones, incluso algunas
hasta maliciosas, hacían más dolorosa la situación.

Por su parte, dijo, era preferible guardar silencio y esperar,
ya que la verdad sale a relucir siempre tarde o temprano, porque
contra los hechos no valen argumentos, y en este caso, reconoció
que la Procuraduría General de Justicia del Estado hasta el
momento ha actuado con profesionalismo, por ende, confía en que se
le seguirá dando un buen seguimiento a la investigación.

También puedes leer: 

Encuentran cuerpo de sacerdote de Michoacán; investiga PGJE homicidio

Hasta hoy, dijo, lo que se sabe y que también ya está
publicado en los diferentes medios de comunicación, es que el
padre fue asesinado a las pocas horas de que fue secuestrado, ya
que su cuerpo fue abandonado a unos cuantos kilómetros de su
parroquia, para lo cual los delincuentes se llevaron su automóvil
y otra camioneta que estaba en el lugar.

Destacó que ha recibido muchas muestras de apoyo y de cercanía
de diferentes organizaciones y grupos religiosos, incluso, el Papa
Francisco hizo una mención respecto de la violencia que se vive en
México, y pidió a los fieles cristianos orar para que cese esta
situación que está lacerando a la sociedad.

Recordó, que en una semana fueron asesinados tres sacerdotes
católicos, dos en Veracruz y uno en Michoacán, por ende, "muchos
hermanos nos han estado llamando, incluso pastores de otras
iglesias han manifestado su solidaridad con nuestro presbiterio,
donde nos han hecho saber la preocupación que existe por todo lo
que está pasando".


También puedes leer:

 

Familiares de sacerdote darán el último adiós al clérigo de Panindícuaro

Sin duda, señaló, "me conmovió el poder ver al pueblo de
Janamuato en oración por el padre José Alfredo, hay muchos amigos
que han enviado mensajes de condolencia y ello significa que al
final prevalece el buen espíritu, y se reacciona de una manera
favorable ante esta adversidad".

Retomó las publicaciones de algunos medios de comunicación y
comentó que si bien a veces confunden y hasta pueden difamar,
también hay que reconocer que muchos sirven de manera favorable
para crear comunión, para fomentar la solidaridad. "El ministerio
y la figura del pastor siguen siendo respetados significativamente,
en tanto que la fe sostiene a la comunidad cristiana en los
momentos difíciles".

También puedes leer: 

Localizan vehículo del sacerdote José Alfredo López Guillén, desaparecido en Michoacán

Finalmente, el Cardenal expresó que no se van a quedar en
lamentaciones, ni dejarse invadir por la amargura, más bien habrá
que pedirle a Dios por la conversión de quienes hacen el mal, y
que a nosotros nos haga capaces de perdonar, que nos ayude a
perseverar en la construcción de la paz en los hogares, porque la
justicia humana sin misericordia, podría llegar a convertirse en
crueldad.