abc Radio


Embarazos en adolescentes las ponen al borde de la muerte

Los embarazos en adolescentes menores de 19 años de edad son de alto riesgo, pues existen más posibilidades de tener abortos espontáneos y complicaciones médicas, advirtió el experto en ginecología y obstetricia y en infertilidad y medicina de la reproducción, Héctor Jesús Félix Moreno.

En entrevista el también coordinador de Campos Clínicos de la Universidad del Valle de México (UVM), Campus San Luis Potosí, detalló que en México, de cada 100 mujeres en gestación, 16 se ubican en ese rango de edad.

El especialista explicó que las gestantes adolescentes son más vulnerables a presentar diabetes durante esa etapa, preeclampsia, así como crece la posibilidad de tener un parto prematuro e incrementa la morbilidad y mortalidad neonatal y materna.

Por el lado social, expuso, son pacientes que no acuden a un adecuado control prenatal y por tanto se atrasa el diagnóstico, situación que va aunada a todo lo que implica que una paciente de 16 o 17 años se embarace y como consecuencia deje la escuela.

Félix Moreno detalló que en los casos de 12 y 13 años de edad, “es aún más dramático” en cuanto a las complicaciones médicas, “el riesgo es muy alto en estas pacientes, entre más jóvenes más alto”.

Comparado con la población general “tienen el doble de riesgo de preeclampsia, el doble de riesgo del aborto”, insistió.

Comentó que en los hospitales del sector público hay pacientes embarazadas de 13 y 14 años de edad; de 16 y 17 años con el segundo embarazo y de 19 años que esperan el tercer bebé.

Dijo que la mayor incidencia de embarazo adolescente se registra en las altas concentraciones urbanas, donde hay más hacinamiento y en pacientes de bajos recursos que se encuentran en zonas de alta marginación.

En ese sentido, consideró que disminuir los embarazos precoces no solo es responsabilidad del sector salud, educativo y familiar, sino que va de la mano con todos los sectores de la sociedad y no sólo con campañas de anticoncepción para reducir el índice.