abc Radio


Médicos claman justicia para su compañera hallada muerta en Huixquilucan

Por Filiberto Ramos

Los servicios generales de atención médica del hospital general Vicente Guerrero, de Xonacatlán, fueron suspendidos desde el lunes pasado para exigir mayor vigilancia en el perímetro tras el asesinato de Jessica Sevilla Pedraza, doctora que prestaba servicio en ese nosocomio.

Mediante un comunicado difundido vía redes sociales, los médicos, enfermeras y personal en general hicieron un llamado a los gobiernos estatal y municipal para reforzar la vigilancia en el perímetro del hospital.

Tras enterarse del homicidio de su compañera, quién fue hallada en el paraje “El Hielo”, en el municipio de Huixquilucan, el viernes pasado, los empleados lanzaron la petición de alerta.

“Les informamos que sólo se atenderán urgencias reales, hasta que tengamos una respuesta satisfactoria a nuestras peticiones por parte de las autoridades competentes”, desglosa el escrito difundido.

Puedes leerRevelan detalles del asesinato de la doctora hallada Huixquilucan

Otra de las peticiones es que se revise y realice un censo con nombres, número de unidad, empresa y fotografía de los taxistas que prestan servicio frente al hospital.

De acuerdo con los relatos de los padres de la joven de 29 años de edad, Jessica tenía tiempo laborando en el hospital de Xonacatlán, además de tener un consultorio propio.

Tras cinco días de su muerte, hasta el momento la Fiscalía General de Justicia del estado no ha dado a conocer una versión oficial sobre el caso.

Ver másHallan a doctora decapitada y con signos de tortura en Huixquilucan