abc Radio


Migrantes compiten asilo en albergues con delincuentes

Los migrantes no solo enfrentan la desventura de no lograr el cruce anhelado hacia Estados Unidos. También, en la adaptación a quedarse en nuestro país, hasta donde pudieron avanzar tras encontrarse con un muro o complicaciones con coyotes o la justicia estadounidense, y sobrevivir, tienen que pelear un sitio en albergues con “vagos que solo buscan obtener comida o dinero para drogarse”

Así lo relata Patricia Ríos, encargada del albergué del migrante ubicado en la calle Ciudad Camargo número 101 de la colonia Revolución, en Chihuahua. Afirma que hay semanas en las que tienen hasta 50 migrantes, dándoles techo y comida, en un lugar que puede hospedar hasta cien personas y aloja actualmente a 23 migrantes hondureños, salvadoreños y nicaragüenses.

“Nuestro trabajo nunca termina, ya que a diario llegan unos y se van otros, varios días a la semana una persona de nosotros se va con personal de Desarrollo Social a lugares como el puente de la Pacheco, para detectar a verdaderos migrantes y ofrecerles albergue, ya que en la zona deben competir con los paisanos que vienen de otros estados y buscan trabajar en el norte, así como sujetos que llegan al sitio como vagos y solo buscan obtener comida o dinero para drogarse”.

Adaptación

Migrantes hondureños, nicaragüenses y salvadoreños se han adaptado a vivir en Chihuahua, incluso al llegar al albergue del migrante salen a buscar trabajo en la construcción, donde los emplean sin papeles y por menos dinero, otros más viven de pedir monedas en los cruceros.

“Aquí les proporcionamos un techo donde dormir, productos para su aseo personal y si lo requieren servicio médico, ellos pueden llegar a toda hora pero los que ya están registrados en el albergue salen de aquí a las siete de la mañana a buscar empleo o alguna forma de reunir dinero para seguir su camino; no pueden regresar después de las 20:00 horas, regla que deben cumplir al ya estar hospedados, además de no ingerir bebidas alcohólicas o
drogarse”.

“Cada semana varía el número; tuvimos hospedados 45 migrantes de los tres países mencionados, los cuales llegan aquí, se les da un lugar donde dormir, utensilios para bañarse y ropa si la necesitan, por aquí pasan desde familias enteras hasta hombres o jóvenes solos”.

“La mayoría de ellos llegan al albergue para dormir y por el día salen a buscar un medio de obtener dinero y juntar lo necesario para seguir su camino, algunos ya han encontrado el modo de vivir en Chihuahua, hasta un cuarto rentan y laboran en la construcción”.

Atención oportuna

“En los recorridos o traídos por las autoridades han llegado aquí personas principalmente con dolor de muelas, de estómago y en algunos casos hasta amputados en accidentes con el ferrocarril; nosotros pedimos a la ciudadanía que si los encuentran pidiendo en los cruceros no les den dinero, ofrézcanles víveres, ya que aquí pueden trabajar en la construcción y obtener el dinero que
necesitan”.

“Hasta el puente o aquí mismo en el albergue llegan personas que buscan hombres para empleo temporal y les pagan 250 pesos diarios, con la intención de ayudarlos a reunir el dinero necesario para seguir su camino, ya con la experiencia de tratar a tantos nosotros sabemos definir quién realmente busca seguir su camino, muchos no saben cómo hacerle pero no dejan de mencionar el llegar a Estados Unidos”.

“Aquí se les trata lo mejor posible ya que todos llegan maltratados, su buen comportamiento los mantiene bien aquí, con nosotros pueden quedarse el tiempo necesario para recobrar fuerzas o lograr conseguir un poco de dinero para seguir, son pocos los que piden ser repatriados, pues no los mandan hasta que se juntan cerca de 60 para llevar un camión, además en Migración no les dan la libertad que aquí les damos”.